Una lectura a “Los que mecieron mi cuna” / Judymar Colón Díaz

Hace unos días atrás, mientras transitaba mi cotidiano camino de San Juan a Salinas, escuchaba un coloquio entre poetas y escritores, donde el invitado especial era el argentino Jorge Luis Borges. Los otros poetas procedían de México, Venezuela y si mal no recuerdo, de España. Una de las preguntas que intentaron abordar era sobre el oficio de escribir. ¿Para qué escribir? La pregunta levantó los ánimos y revolcó los pensamientos de cada sujeto allí presente. El venezolano, Adrián González León, muy convincente decía que el escritor latinoamericano debía dejar a un lado su experiencia íntima y adentrarse a los problemas colectivos del continente latinoamericano, y que, como escritor, debe participar de la vida y la historia de la Latinoamérica que ha sido profundamente humillada. Por su parte el escritor mexicano Juan José Arreola, expresaba que se escribe para saber quiénes somos, para conocerse a uno mismo; que la literatura debe formar parte del ser y debe promover transformación en las personas. Por la misma línea, Borges expresaba que escribía motivado por una necesidad íntima y para conocerse a sí mismo. Mientras que Salvador Elizondo, expresó que el fin de la poesía es la poesía misma. Acá tenemos el eterno dilema de: el Arte por el Arte vs el Arte comprometido con causas externas.

Bien, comienzo exponiendo esta disyuntiva porque me parece, según mi lectura, que el libro “Los que mecieron mi cuna” la resuelve muy bien. Tal parece que Lucía no tiene ese dilema, pues conforme uno va transitando el texto a través de la lectura, va encontrando distintas escrituras: las hay nostálgicas del barrio originario, hay escrituras que buscan atisbar el yo de la voz literaria que nos susurra dentro del pensamiento, hay escrituras combativas y rebeldes que gritan las injusticias, el coloniaje, la historia oculta, el deseo de libertad, hay escrituras de coraje y de indignación, hay escrituras de mujer, de niña, de juegos. Y, hay escrituras que navegan el mundo de la poesía, así sin más, dándonos una experiencia lectora de creación, de la puesta en palabras de lo que es el Ser, de sonidos afables, de liviana existencia, de pesadas preguntas, donde la poesía interroga a quien escribe, a quien lee y se interroga a sí misma. Porque como nos dice la autora en Secta de Mí: “¡Eres hecho de preguntas! ¡Eres salvo en la poesía!”.

La Lucía que yo leo a través de este texto, escribe para crear nuevos caminos, pero para retomar los ya trazados. Escribe desde la intimidad de su casa, desde la intimidad que emana del regazo de su madre, de la voz de su padre y el amor de un hombre. Escribe desde de la intimidad compartida entre las montañas de su barrio, de la intimidad que implica su experiencia salinense, desde la intimidad que gestó en ella una conciencia política e histórica que la mueve a salirse de su yo, para alzar la voz por la tierra herida y esclava, por la mujer bruja, la mujer caudilla, la mujer gestora de la Patria misma. Alzar la voz y ser eco de Albizu, de Lolita, de Oscar, de Rafael y todos los Héroes y Heroínas que han luchado por la libertad y dignidad de nuestro país. Pero también, escribe para darle voz al pueblo, a su gente, a los personajes del barrio. Y precisamente por eso es poeta. Porque encuentra en su familia y en su barrio, en el mundo y la naturaleza, en los juegos y en los héroes, pero también en la cotidianidad de los días, el ímpetu puro que le abre las puertas a la poesía. Y hablo de la poesía, porque el libro completo está revestido de ella. Recordemos que la poesía trasciende formas y géneros literarios, tal cual podemos leer en el poema ¿Eso crees?, referente a la poesía: “¿Crees que vive en el papel?”. El libro está compuesto de poemas y prosa, y en ambos la poesía se revuelca.

Entonces, habiendo dicho lo anterior, que da una descripción general del libro, quisiera detenerme en un asunto específico:

Los que mecieron mi cuna figura como un espejo en distintos niveles. Aquí las palabras se la pasan “rodeando abismos de espejos” tal cual se desprende del poema El tener. Y los versos se miran: “Agarré mi verso, lo miré al espejo” y luego ese mismo verso pregunta “¿Y tú de qué te escondes, si yo soy tu retrato?”. Hay un juego con el reflejo: se refleja el yo literario, la poesía se refleja en sí misma, hay un país que pudiera ver su reflejo en los versos de resistencia, lucha y gritos. El puertorriqueño tiene la posibilidad de verse reflejado, no solo para ver lo que ya sabe y lo que tiene, sino para dar cuenta de aquello que aún no ha podido divisar y entonces enfrentado a sí mismo, la palabra podrá mover y quizás transformar algo. Esto es, mirarse a través de la lectura y habiéndose reflejado, hacer algo con eso. Por ejemplo, en el poema Selfie  podemos leer:

“Mira el rostro que por décadas ha sido fusilado con mentiras. Fíjate en el fulgor de tus

ojos para ver si al fin encuentras lo que hoy nos hace falta: el valor y el sacrificio”.

Y bien, hay un espejo que a veces es color verde, otras, cristalino como agua de río o de mar, pero otras veces es azul o negro dependiendo del cielo. El poema Salinas surge como un espejo para el lector salinense. Es un recorrido geográfico, gastronómico, histórico, musical y religioso de nuestro pueblo. Un retrato de su gente, de los barrios, sus aguas saladas y sus aguas dulces, de los valles y montañas. Un canto a Salinas, donde cualquier compueblano podrá reconocerse en algún momento del poema.

Y, dentro de ese gran espejo del mar caribe, hay un reflejo que hoy quiero destacar: el del barrio nostálgico, el barrio del ritmo, de los rezos, de montañas y caminos. Barrio que tiene espejos de luna (y esto me hace recordar una cita de un fragmento persa que en una ocasión dicta Borges: “La luna es el espejo del tiempo”) Y es que este barrio, espacio mágico y literario, “todo lo ha visto en sus espejos de luna, pues su añeja sabiduría como el pitorro más fuerte se ha eternizado en refranes que son rumores de río”.

Lucía nos ha cantado como barrio y digo nos, porque yo soy de allí, del barrio La Plena. Hemos sido dichos por una poeta que, con su acto de escribir, nos ha puesto a dialogar con tantos espacios literarios que forman parte del caudal de obras escritas en la literatura universal. Tal cual Gabriel García Márquez hizo con su Aracataca colombiana, escribiéndola, transformándola, re-creándola, mistificándola y eternizándola en el Macondo de Cien Años de Soledad, Lucía lo ha hecho con su barrio. Que más allá de describir su entorno, su olor, sus espacios y caminos, le dio voz y eternidad a su gente: “En nuestro barrio La Plena, todos somos personajes. Habitamos en un manuscrito escondido entre serranías y por eso, no nos reconocemos entre sí; pensamos que somos seres de carne y hueso, siendo protagonistas fugaces en una narración de generaciones infinitas”. Pero, es importante no perder de perspectiva, que La Plena así, escrita, es Macondo, es Aracataca, es el Coco, las Ochentas, es cualquier barrio de Puerto Rico, es cualquier barrio de República Dominicana, de Cuba, de Brasil, de Francia, porque la literatura la ha hecho universal y cada persona podrá identificar a su Genaro, a su Camilo, su mama Lulú o su Panchita, que son algunos de los personajes que Lucía eterniza con sus palabras. No habrá que ser oriundo de allí, para sentirse convocado a ese espacio que cada lector transformará según sus experiencias y sus vivencias, pues parafraseando a Lucía, nuestro barrio en este libro, deviene en “una historia legendaria que siempre nos hará recordar de dónde somos y a qué libro pertenecemos” y esto le cae no solo a los pleneros, sino a toda la humanidad.

Judymar Colón Díaz, 15 noviembre 2019.

La autora, es escritora a la que le gusta tocar guitarra, cantar y vivir la poesía.  Hizo sus estudios subgraduados en psicología en la Universidad de Palermo, Argentina y en la UPR de Cayey. Cursa un doctorado en psicología clínica del Recinto de Río Piedras de la Universidad de Puerto Rico y posee una maestría en literatura del Centro de Estudios Avanzados de Puerto Rico y el Caribe.

 

Libros: Diario catastrófico de Pedro M. Sanabria Campos

Se suele decir que el ser humano es un animal político, pero el cumulo artístico de la humanidad prueba que no solo es un animal político, sino que también es un animal ficcional.  En todos los géneros encontramos piezas basadas en hechos reales, así en la narrativa, el teatro, el cine, las animaciones y la poesía existen piezas extraordinarias que tornan en ficción las vivencias de individuos, comunidades y naciones.  Quizás nuestra existencia misma se mueve en un péndulo en el que se integran realidad y ficción.  En la misma cotidianidad, lo que pasó se convierte en un recuerdo y pasado un tiempo breve se relata el suceso exagerando, dejando fuera o añadiendo elementos que distorsionan lo sucedido.  Por eso se dice, que el género narrativo basado en hechos reales juega con la realidad para, en medio de la hipérbole, la mentira y la omisión, traslucir la esencia de una verdad como mensaje.

Perteneciente a la narrativa basada en hechos reales no llegan noticias de la publicación del libro titulado Diario catastrófico de Pedro M. Sanabria Campos.

La novela cuenta como la comunidad de Monte Moria enfrenta las vicisitudes luego de recibir el impacto del poderoso huracán Magdalena.  Esta comunidad, ubica en la costa sur de una isla caribeña quedó desamparada marginada y olvidada por las autoridades gubernamentales.  Pero lo esperanzador en medio de la tragedia brota. Son los gestos de solidaridad y el esfuerzo mutuo lo que logran devolverle la esperanza al vecindario.  En torno al personaje de Ausberto los vecinos emergieron victoriosos para levantarse del desastre y emprender el camino de la reconstrucción.

Esta novela del profesor Pedro M. Sanabria tiene como escenario real el paso del Huracán María por Puerto Rico en 2017 y el manejo gubernamental de la crisis ocasionada por el fenómeno atmosférico. La novela es una punzante crítica social y política a las autoridades por la incompetencia demostrada antes y después del paso del terrible huracán.   El autor retrata toda la crudeza e insensibilidad de los gobernantes y de las agencias federales y estatales para generar una respuesta rápida para salvar vida, comunicar sus acciones y responder a las necesidades de los damnificados.    Situación que como se sabe, fue excusa para que los buitres corruptos calcularan como beneficiarse de los dineros destinados a la reconstrucción, mientras se daban buena vida en los cuarteles generales de manejo de emergencias.

El autor de este libro es maestro, consejero profesional, evaluador vocacional y mediador certificado.  Ha publicado también el libro Autoestima como experiencia de vida.  La novela Diario Catastrófico es una mirada testimonial al terrible septiembre de 2017 que sumió a Puerto Rico en la oscuridad al colapsar su sistema eléctrico y profundizar la larga depresión económica bautizada por la corrupción gubernamental.

por Sergio A. Rodriguez Sosa

Libros: An isle of Eden, a Story of Porto Rico de Janie Duggan / Marta Aponte Alsina

La novela “An isle of Eden, a Story of Porto Rico“, de la misionera bautista Janie Duggan, es de lo más hermoso que he leído en materia de literatura relacionada con Puerto Rico escrita por estadounidenses. Se publicó en 1912, y contiene escenas minuciosamente descritas de la vida doméstica, descripciones de calles y campos, del trajín del comercio itinerante, de los salones aristocráticos y los barrios pobres de la ciudad de Ponce, además de situaciones de intensidad y fuerza lírica. Abundan los personajes femeninos fuertes. Comparto un párrafo sobre una lavandera convertida al cristianismo que visita a la protagonista. La mujer se queja de que el agua del charco donde lavaba se ha desviado para irrigar los cañaverales. No falta un comentario sobre la paciencia de los pobres:

Do you know where we have to go for our washing now, Sarita?” Sarah merely shook her head, not to arrest the tide of Concha’s picturesque phrasing, her senses all alive, however, at the mention of Doña Monserrate’s name.”

Since they are drawing off all the water the drought has left in the river for irrigating the cane lands there is not a trickle left for our washing-stones. So we must go to Portugués, two miles from here, for water enough for our clothes.” There was no complaint in Concha’s voice, for the poor and powerless learn to accept difficulties as a part of their daily fare and, in their normal state, are the most patient burden-bearers of the world. And, of course, in this instance no one could question the fact that the cane needed the scanty river more than washerwomen. For cane means labor, and labor means men’s wages, and wages mean even more than the sugar the cane will yield, and soap for washing clothes.”

El libro contiene ilustraciones fotográficas, entre ellas la del cañaveral.

 

Marta Aponte Alsina

 

Libros: PR 3 Aguirre de Marta Aponte Alsina

por Rafael Rodriguez Cruz

Este libro es de lo mejor que he leído en mucho tiempo por un autor o autora puertorriqueña. Marta Aponte nos obsequia con su libro PR 3 Aguirre una delicia literaria, un manjar dulce. Escrito con un dominio magistral de la literatura, este libro asombra por su sencillez y tratamiento minucioso de los hechos.

Las ruinas de la central Aguirre súbitamente cobran vida ante nuestros ojos, a través de la historia real de los personajes que una vez estuvieron ligados al poblado Aguirre. Así es que hay que rescribir nuestra historia, con nombres y apellidos. Al fin y al cabo, el que solo queden ruinas del imperio de la central Aguirre no quiere decir que olvidemos a los seres humanos que lo formaron ni a los que lucharon en su contra. Esta autora trata las historias personales con la pasión propia de una novela detectivesca. Quizás es el anuncio de un género nuevo, que mezcle la novela con la crónica en nuestro país.

A propósito de mi libro / por Marta Aponte Alsina

Escribir descubre, nombra, funda. También excluye y tacha lo que no se quiere ver. Hay una fijeza engañosa en los libros. Hay borrones y vacíos en los libros y en las leyes.

Este libro se centra en el poblado de Aguirre y sus inmediaciones. Quise escribir las miradas que nos congelaron en tipos y decretos imperiales; quise escribir algunas miradas nuestras

Concebir para Aguirre un lugar propio en la historia de las comunidades planificadas corre el riesgo de idealizar una máquina pensada para la explotación de la tierra y sus habitantes. Sin embargo, nos toca a nosotras, a nosotros, descendientes de la miseria, concebir ese lugar que de otro modo no será.

¿Dejamos que se desplome, que se arruine, que siga siendo una capa de polvo más en los olvidos de un pueblo educado para el olvido, carroña de buitres? ¿O escribimos para trazar mapas, explorar afluentes, invadir archivos, robar saberes, canibalizar la literatura de los señores, arrebatar el privilegio de autoría a quien nos escribió a su manera, para tacharnos mejor?

La primera parte de PR 3 Aguirre contiene una galería de retratos de los comerciantes relacionados con Boston (quienes adquirieron los terrenos y establecieron un “company town”)[1] y de sus familias y círculos sociales. En algún caso la intención documental se ha desviado por parajes de ficción, deteniéndose en escenas y atmósferas. No censuré ni provoqué esas ficciones que los documentos sugieren. En general, la lectura de documentos no se centró en una transcripción literal y objetiva del contenido de las fuentes, aunque también hay pasajes muy cercanos al resumen o comentario marginal. El libro se mueve entre lo documental y lo imaginativo, e incluso lo testimonial, como no podría hacerlo una historia rigurosamente académica.

El contrapeso de los retratos de bostonianos en la primera sección se encuentra en las entrevistas con puertorriqueñas y puertorriqueños incluidas en la segunda parte del libro, que también contiene algunos fragmentos cortos, intrusiones de voces imaginarias, comentarios de la autora, como si hablaran no ya los documentos, sino la carencia de documentos.

Marta Aponte Alsina

[1] El poblados fabril o aldea de compañía es un concepto de la era industrial.  Son poblados propiedad de una empresa la cual provee casas y habitaciones a empleados diestros esenciales para la operación fabril ya fuesen con núcleo familiar o individuos solos.

 

Publicaciones de Jaime Martínez Tolentino

El libro en inglés 13 After Midnight del salinese Jaime Martínez Tolentino, fue publicado en el 2016 por Reanimus Press, en Golden, Colorado. Está disponible en Amazon.com Books. En la contraportada se dice sobre el mismo:

Nobel Prize for Literature nominee Jaime Martínez Tolentino presents 13 stories to read after midnight, and also sets out to explore the differences between the various kinds of such stories —the uncanny, the supernatural, the marvelous, the fantastic, magical realism, etc.

The stories contained in 13 AFTER MIDNIGHT all belong to what is, arguably, the most misunderstood literary genre, or modality: the Fantastic —and fantastic they are, in all sense of the word!

El profesor de la Universidad Interamericana de Puerto Rico, y de la Universidad de Puerto Rico (Mayagüez), Rafael Abréu Volmar, ha dicho lo siguiente sobre este libro:

En su libro Martínez Tolentino juega con las ambigüedades de lo que comúnmente llamamos la realidad. Mas, antes de permitirnos entrar en esos mundos desconcertantes, nos conduce a través de una inmensa antecámara donde, con la paciencia de un guía turístico, nos explica las complejidades del mundo del cuento fantástico […] Esa antecámara toma la forma de una Introducción a lo fantástico como género literario, y con ese ensayo Martínez Tolentino logra una de las definiciones del cuento fantástico más claras y sistemáticas que jamás hemos leído.

El autor trabaja actualmente en la vesión en español del libro. Martínez Tolentino es tambien autor de la novela histórica Taíno, publicada por la Editorial Áltera, de Madrid, en el 2014, también disponible en Amazon.com Books. Próximamente la editorial norteamericana Café con leche Books ha de publicar la traducción al español de su novela autobiográfica en inglés The Other Island, originalmente publicada en Australia en el 2013 por ASJ Publishing.

Jaime Martínez Tolentino

 

Publican libro sobre la Ley PROMESA

Por Rolando Emmanuelli Jiménez, J.D., LL.M.  y

Yasmín Colón Colón, C.P.A., M.B.A., J.D.

El proyecto de ley de la CÁMARA de Representantes de Estados Unido H.R. 5278, denominado ‘‘Puerto Rico Oversight, Management, and Economic Stability Act’’ y conocido por su acrónimo PROMESA, fue convertido en Ley por el presidente Barack Obama el 30 de junio de 2016.

La Ley, que entre otras cosas, impone a Puerto Rico una Junta de Control Fiscal federal, afecta todos los ámbitos de nuestro ordenamiento jurídico, económico y social, pues pone en manos de 7 personas, no electas, los poderes de revisar, modificar o revocar las leyes que van definir el futuro económico y social de Puerto Rico. Esto, trastocando la manera en que funciona la Constitución, por lo que se menoscaba, aún más, el limitado ámbito democrático de los puertorriqueños.

Por los pasados 28 años, el Bufete Emmanuelli C.S.P. ha mantenido su compromiso de informar a la comunidad sobre aspectos jurídicos y económicos. Reafirmando ese compromiso, sus socios, Rolando Emmanuelli Jiménez y Yasmín Colón Colón, analizan detalladamente en este trabajo las disposiciones de la Ley, a los fines definir cuál es el impacto que tendrá en todos los aspectos de nuestra vida como Pueblo.

La exposición sencilla que hacen los autores sobre el contenido de la Ley, sirve de base para el comienzo del debate para responder adecuadamente la pregunta: ¿cuál es la ruta o estrategia que Puerto Rico debe seguir para lidiar con la aplicación de esta Ley?

El libro en formato electrónico está disponible en la tienda iTunes de Apple en la versión para  Ibooks y la versión Kindle de Amazon.com. Próximamente, se publicará en la tienda de Amazon.com y en formato de papel bajo la Editorial Situm de San Juan Puerto Rico.

Rolando Emmanuelli Jiménez nació en Ponce, Puerto Rico. Pose un bachillerato del Recinto Universitario de Río Piedras de la Universidad de Puerto Rico con una concentración en Ciencias Políticas, así como un Juris Doctor de la Escuela de Derecho de la UPR. 1986. En 1992 obtuvo el grado de Maestría en Derecho (LL.M.) del Centro de Estudios Jurídicos Avanzados de la P.U.C.P.R. en San Juan

Ha sido profesor en la Escuela de Derecho de la Pontificia Universidad Católica de Puerto Rico y de la Facultad de Derecho Eugenio María de Hostos de Mayagüez. De la Hostos fue Miembro Fundador y Catedrático Asociado. Además, fue Decano Asociado, Síndico y Presidente de la Junta de Síndicos.

Como profesor impartió cursos en las áreas de Derecho Probatorio, Penal, Procesal Penal, Constitucional, Clínica de Asistencia Legal e Informática Jurídica. Ha publicado varios artículos sobre temas jurídicos en revistas especializadas y cientos en varios periódicos.

Es autor del Prontuario de Derecho Probatorio Puertorriqueño en el 1994 y de un Compendio de Derecho Probatorio Puertorriqueño, dirigido a los estudiantes de bachillerato y los abogados postulantes.

El Tribunal Supremo de Puerto Rico designó al Lcdo. Emmanuelli como Miembro del Comité Asesor Permanente de Reglas de Evidencia con el propósito de presentar un nuevo proyecto de Reglas de Derecho Probatorio. Este proyecto fue aprobado finalmente como las Nuevas Reglas de Evidencia de 2010.

En el año 2014 publicó Reestructuración de los Negocios para Enfrentar la Crisis, libro electrónico (e-book) publicado por la firma de abogados y notarios de Ponce, Bufete Emmanuelli, C.S.P. y su editorial Del Derecho y del Revés, que expone de forma clara las medidas generales y específicas que pueden tomar las empresa para lidiar con la crisis económica. Recientemente, publicó la versión en papel de este trabajo bajo la Editorial Situm.

En el año 2015 publicó su segundo libro electrónico titulado: Abecé del Derecho Puertorriqueño: Lo que necesita saber sobre las leyes principales de Puerto Rico. El libro contiene 85 temas jurídicos y explica de manera sencilla las principales leyes que tienen impacto diario en la vida de los puertorriqueños.

Fue Presidente de la CÁMARA de Comercio del Sur de Puerto Rico durante el término 2005-2006 donde se dedicó a promover el desarrollo pleno del Puerto de las Américas Rafael Cordero Santiago.

Ha sido anfitrión de los programas de radio Debido Proceso de Ley y Conocimiento y Acción Solidaria en WPAB. Actualmente se desempeña como Presidente del Bufete Emmanuelli, C.S.P.

Yasmín Colón Colón es natural del pueblo de Orocovis. En el año 2004, obtuvo un grado de bachillerato con concentración en Contabilidad Pública de la Pontificia Universidad Católica de Puerto Rico, Recinto de Ponce. En 2007, juramentó como Contadora Pública Autorizada. Prosiguió estudios graduados, obteniendo en el 2008 una Maestría en Administración de Empresas con concentración en Contabilidad de la Universidad de Phoenix, con 3.91 de promedio general.

Continuó estudios jurídicos en la Facultad de Derecho de la Pontificia Universidad Católica de Puerto Rico, donde se graduó Magna Cum Laude en el 2011. Fue la puntuación más alta en la reválida de Aspirantes al Ejercicio de la Abogacía de septiembre 2011, siendo admitida al ejercicio de la Abogacía y la Notaría en Puerto Rico. Además, está admitida a postular ante la Corte Federal para el Distrito de Puerto Rico.

En el año 2014, publicó, junto al Lcdo. Rolando Emmanuelli, el libro Reestructuración de Negocios para Enfrentar la Crisis: Guía Básica Jurídica para los Oficiales y Gerentes de la Empresa. Es autora del Sumario de Derecho Inmobiliario Registral, el cual se utiliza como repaso para la reválida de derecho. Ha publicado artículos sobre temas jurídicos en revistas especializadas y periódicos, siendo autora del artículo Responsabilidad del Contador Público Autorizado por Impericia Profesional Relacionada a Servicios en Asuntos Contributivos, publicado en la Revista de Derecho Puertorriqueño de la Escuela de Derecho de la Pontificia Universidad Católica de Puerto Rico.

Ha sido profesora en la Universidad Interamericana de Puerto Rico, Recinto de Ponce, en las áreas de Contabilidad y Justicia Criminal. Se desempeñó como asesora legal de las Comisiones de Reglas y Calendario y de Urbanismo e Infraestructura del Senado de Puerto Rico. Su experiencia laboral también incluye dirigir el departamento de contabilidad en empresas dedicadas a la industria de la construcción. Desde el año 2012, labora como abogada en el Bufete Emmanuelli, C.S.P. Actualmente, se desempeña como socia y principal oficina financiera (CFO) del Bufete.

Un libros de Wally Correa: “Navegando en el Mar de ti”.

navegarenelmardeti-2-e1472902813509

Este libro contiene  doce textos poéticos que según el propio autor son letras creativas para navegar por la vida.  A través de estos textos se invita a reconocer que la vida es un camino de conciencia personal sujetos a la interpretación de cada cual.

Luciendo un diseño y presentación atractiva en este libro el autor vierte mucho corazón y sentimiento recorriendo los temas universales que enmarcan la vida de todos los seres humanos: amor, tristeza, sorpresa, trato, admiración, entre otros.  Alegra mucho cada vez que un salinense, regala sus vivencias, percepciones y sentimientos paseándose por los contextos geográficos y humanos que todos compartimos y tan nuestros.

Wallis Correa Rivera, hijo de Ángela Rivera Alvarado y Wallis Correa, vivió también en los Estados Unidos.  Ya de joven adulto regresó a su patria.  Trajo consigo las experiencias laborales en las artes gráficas, inclinación sembrada por su madre, quien le enseño a dibujar usando las caricaturas de Los Picapiedras como modelo.

En sus años escolares en Puerto Rico y en Estados Unidos expresaba sus inquietudes por medio del grafiti.  Cuando se traslada a Estados Unidos en 1989 labora en diversos empleos relacionados con las artes gráficas comerciales.  En el 1999 llega a Tampa, Florida donde realizó un programa de videos musicales en el canal WRMD Telemundo hasta el 2005.  Posteriormente trabajó por su  cuenta en la producción de comerciales de TV e impresos para empresas como ESPN, Univisión, Tampa Bay Bucs, entre otros; con apenas un cuarto años de estudios y sin contar con estudios formales en artes gráficas.

En el 2008 regresó a Salinas y al no poder obtener trabajo, puso en marcha la idea de publicar La Guía Informativa de Salinas, un magazín comercial con notas sobre el devenir social de los salinenses dirigido a los consumidores.   A esta guía iniciada en 2010 siguieron otras de los municipios aledaños.

Su tía Matilde Rivera Amadeo, maestra en cuyo honor fue designada la escuela elemental de Las Ochentas, Jossie Alvarado y Josué Santiago de la Cruz le decía que si su anhelo era escribir que nunca dejara de escribir.  Y según afirma el propio Wallis, fue por esos consejos “que logré sacarme de encima un libro de desahogo llamado Navegando en el Mar de ti”. 

Esta compilación de textos, que en palabras del propio autor fueron escritos con mucha timidez, exponen los pensamientos de un playero salinense como agradecimiento a la vida.

srs

Cuentos del cañaveral

cuentos del cañaveralEl año pasado el Círculo Literario Antonio Ferrer Atilano llevó a cabo una velada en torno a libros de cuentos publicados por autores salinenses. La intención era explorar el proceso creativo y la temática de algunas de las narraciones incluidas en los libros.  En la actividad participaron los escritores Roberto Quiñones, Edelmiro Rodríguez, José Santiago y Edwin Ferrer.  Hoy iniciamos la publicación de algunas de las opiniones e ideas expresada por los autores en aquella ocasión.

Uno de los autores participante fue José Santiago Rivera, mejor conocido por Pepo Santiago, quien en ocasiones escribe bajo el seudónimo Sebastiopolo. En ese momento Santiago había publicado tres libros: Un Gobierno libre de Partidos Políticos, que es una crítica a los partidos y a políticos de oficio que causaron y continúan creando los problemas que abruman al país; El segundo, La Justicia Verdadera, una crítica al sistema de justicia donde expone la desigualdad que existe al momento de juzgar a la gente común frente a los pudientes y a la elite gubernamental.  Y, Cuentos del Cañaveral, el libro sobre el cual hizo la siguiente exposición:

Participación de José Santiago

Hoy quiero hablar específicamente de mis cuentos que no son fantásticos, tampoco son cuentos de hadas, ni mucho menos fábulas. No son vivencias, pues no narran experiencias vividas. Ni anécdotas porque, aunque en cada cuento hay personas que en verdad existieron, o existen, lo que de ellos narro son solo cuentos. Los agrupé con el título Cuentos del Cañaveral, porque en cada uno hay un enlace con el cañaveral, la zafra y la central azucarera.  Ese lugar donde la necesidad obligó a muchos al trabajo de sol a sol por un salario de subsistencia. Era la explotación del hombre por el hombre, una continuación a la emancipada esclavitud.

Esta noche pretendo contarles el cuento dentro de cada cuento. Lo que provocó la creación de cada uno de ellos, qué lo motivó. Aunque el libro consta de doce cuentos hoy solo voy a hacer mención de cuatro de ellos.

Ambos lados de la carretera que conducía desde el pueblo de Salinas a la entrada a mi barrio La Playa estaban sembrados de caña de azúcar. A mitad de la carretera cruzaba el callejón de La Margarita, un  camino de tierra que dividía en dos los sembradíos de caña por el que pasaba el tren. El recorrido a pie hasta el pueblo no tomaba más de quince minutos. Los sábados en la noche los chicos del barrio caminaban a pie hasta el pueblo para asistir a su mayor diversión, el cine. Lo hacían en grupo, para mitigar los miedos que le provocaban los diferentes sonidos que producía el viento en los cañaverales. Ver a mi hermano llegar a mi casa asfixiado por la carrera desde el callejón de La Margarita con una bicicleta sobre sus hombros y el personaje de una simpática señora con piel azabache que acostumbraba vestir de blanco, da paso a la creación del cuento El Callejón de la Margarita.

El cuento El Engaño esta inspirado en las historia que se contaban en las colonias cañeras. Recuerdo que se hablaba de un capataz prepotente, el gran Paco el mulo, lo de mulo lo dejo a la imaginación del lector. Este gustaba de picar en la parte más oscura  de las mujeres, de las solteras y las ajenas. También se deleitaba fumando aromáticos cigarros. Paco estaba casado con Juana, una hermosa hembra que poseyó a los quince años. El oro personaje es un mulato solterón llamado Juancho, quien también hacía de las suyas con las féminas y entre ellas con la mujer de Paco. El capataz se entera y disimula un viaje a la comarca vecina y le pide de favor a Juancho que cuide del área pues no piensa regresar hasta el otro día. ¿Qué ocurrió? Recuerden que Paco fumaba olorosos cigarros.

El cuento El Aparecido, viene a mi memoria cuando de niño, sentado en las escaleras de la puerta trasera de mi casa, la cual quedaba cerca de la cocina del restaurante de mi abuela Ladi, oí a una de las cocineras gritar “el muerto apareció”. Al pasar del tiempo me enteré de que el aparecido era el esposo de una de las cocineras llamado Aurelio que sea había ido a los Estados Unidos en busca de mejor suerte y estuvo perdido por muchos años. Hasta lo dieron por muerto. También conocí de los abusos y el discrimen contra boricuas que emigraban a la gran urbe. Aurelio decidió emigrar y de la historia de su regreso nace este cuento.

En el cuento Sobre el Puente del Rio Niguas, vuelve a sobresalir la figura de mi hermano. El condenado moría por las faldas. Recrea una ocasión en que conducía una camioneta, eso que el americano llama pick up, en compañía de una amiga. De regreso después de una noche de juerga la camioneta se queda sin gasolina justo en el puente cerca de Radio Hoy. De ese pequeño incidente que es lo único real, ¡ah! y el que él era casado, surge el cuento que les cuento.

De lo que se narra en el cuento Sucedió un Viernes se han escrito muchas historias. Más la cuento a mi manera  añadiendo elementos que lo hacen jocoso. Trata de un accidente de aviación. Mare y Conchita son personas reales, los demás personajes son nombres escogidos al azar. Sucedió un Viernes Santo, lo dieron por muerto, le rezaron y regresó a su casa el domingo como todo un cristo resucitado.

Los doce cuentos que componen este libro fueron escogidos de una veintena de cuentos escritos en los últimos dos años. Mi mayor deseo es que les guste y lo auspicien.

José Santiago Rivera

Presentación de la obra de Eduardo Bobrén Bisbal en Guayama

La Liga de Poetas del Sur  presentará este domingo 26 de junio dos libros del poeta Eduardo Bobrén Bisbal.  Se trata de las obras tituladas Y nos llegó el amor y Versos Breves, publicadas por el Colectivo de la Liga de Poetas del Sur.

La velada literaria de la Liga de Poetas del Sur que encabeza la líder cultural Nora Cruz, se llevará a cabo en el Centro de Bellas Artes Adolfo Porrata Doria de Guayama, a partir de la 1:00 de la tarde. 

Bobrén, nacido en Guayama se ha destacado en Puerto Rico en el mundo del teatro nacional luego de realizar estudios en ese campo en los Estados Unidos. Su destacada trayectoria en el teatro fue reconocida en 2015  cuando se le dedicó la edición 37 del Festival de Teatro del Ateneo Puertorriqueño.   Además de su extensa aportación al teatro este sureño cultiva exquisitamente el verso, los que ha plasmado en vario poemarios, una muestra de los cuales podrán disfrutar los asistentes a la actividad a la que invita la Liga de Poetas del Sur.

Día Internacional del Libro en Palique

Anuncio 23 abril

La Librería Palique celebra el Día Internacional del Libro, este sábado 23 de abril a partir de las 9:30 am en su local de la Calle Sol en Ponce PR con actividades  en torno a la monumental obra de Miguel Cervantes Saavedra, a propósito de los 400 años de su muerte.

Entre las actividades de ese día están:

Exposición de libros antiguos ilustrados por Gustave Doré incluyendo ediciones de El Quijote y libros de otros autores.

Exhibición de reproducciones  de las pinturas y el  libro de El Quijote en pocas palabras de Martín de Riquier.

Lectura de dos cuentos de Georgina Lázaro sobre Don Quijote y de segmentos del El Quijote.

Exhibición de  la película en dibujos animados Las Aventuras de Don Quijote del laureado cineasta español Antonio Zurea.

Presentación del escritor puertorriqueño Dr. Edgardo Jusino Campos, autor de El más Azul de todos tus príncipes y otros éxitos literarios.

Lectura de cuentos escritos por las participantes del Taller para escribir cuentos cortos, ofrecido en  la librería  Paliques por la Organización Cultura El Mundo por los Libros, Inc., durante marzo y abril del presente año.

Lectura de un segmento del libro Leyendas de Ponce por Wandaliz Ortiz Malavé.

 

Justina Diaz Bisbal