Comentando fotografías: Grupo escolar de la primera mitad del siglo 20 en Salinas

Esta foto la encontré entre las fotografías que guardaba Tilita Sosa.  A decir verdad, no hemos podido precisar el lugar y mucho menos la mayoría de las personas que captó el lente.  Tampoco tiene marca de fotógrafo como otras fotos de la época.

La foto tal vez se tomó frente al antiguo edificio de la Escuela Román Baldorioty de Castro ubicada en la calle Monserrate.  Pero no podemos afirmarlo contundentemente.    La única persona en la foto que se ha podido identificar es a la maestra Martina Zurita Mateo.  Desconocemos el año en que Mis Zurita comenzó a trabajar como maestra en Salinas.  Pero se presume que fue aproximadamente en 1930.  Siempre trabajo como maestra de segundo grado en la Escuela Santiago R. Palmer.  Después que terminó la Guerra de Corea en 1953 dicto clases nocturna a veteranos de dicha guerra en la escuela Baldorioty.  Con todo, esta foto parece ser de la decada de 1930.

En esta interesante foto aparece un nutrido grupo de estudiantes de diversas edades así como maestros. Entre ellos hay dos personas con guantes de boxeo. Decidimos publicarla a ver si alguien puede identificar alguna otra persona que figuran en la foto.

srs

Comentando fotografías: Miembros de la Clase de 1970 de la Escuela Superior de Salinas

Ni son todos los que están, ni están todos los que son. Son algunos de los miembros de la clase de 1970 de la Escuela Luis Muños Rivera, ahora Stella Márquez. Ellos mismo se tiraron al medio durante el Festival Internacional del Mojo Isleño de 2015.  45 años después de tomar caminos diferentes se reunieron a revivir el pasado, contar anécdotas y criticarse uno a otros sobre los efectos del pasar del tiempo. La foto la envió Sonia Ledeé, la hija de Flora e Inés, la Yegua de Totó.

Según Sonia, pudo identificarlos a todos menos a uno, y está ofreciendo un premio, que no dijo en que consiste, al que le brinde fuera de toda duda razonable el nombre que falta.  Claro está, eso si su lista no contiene errores de identificación.

Según Sonia figuran en la foto: Sonia Ledee, Amadis Lugo, Marla Cruz, Myrna S Rivera Efraín Pérez, Raúl Colón, Ana M. Reyes, Milagros Matos, Yolanda Cognet, Rosita Ramirez, Ausberto Ramos, Victoria Martinez, Taty Zanabria y Mildred Martinez.  Ella  cree que el nombre que le falta es el de Robert Silva.  Ustedes dirán.

Miembros de la Clase Graduada de 1970 agrupados en el Festival del Mojo de 2015

Comentando fotografías: Clase graduada de la Primera Escuela Superior de Salinas, 1952

Uno de los momentos significativos de la vida, son las graduaciones.  Por un feliz instinto humano al cabo del tiempo de graduarse, los que compartieron ese instante de la vida, buscan reencontrarse, tal vez para repasar lo que ha sido de cada cual pasado los años.

Probablemente las chicas y chicos en esta foto celebraban el 32 aniversario de haberse graduado de la Primera Escuela Superior de Salinas, cuando su sede ubicaba en la nonagenaria Escuela Luis Muñoz Rivera. Los integrantes de este grupo deben haber nacido entre 1937 y 1939, es decir hace unos 77 o 79 años.

El reencuentro escolar se celebró en el edificio del Club Salinas en la calle de La Playa.  La foto fue proporcionada por Ricky Sánchez y forma parte  de los recuerdos de su familia.  En ella aparece su madre Lillian E. Rodríguez Ayes, hija de Don Pablo Rodríguez y Luz M. Ayes (doña Nena) y viuda del recordado Manolín (Angel M. Sanchez).

Aunque se escapan algunos nombre, los rostros son todos conocidos para los baby boomer que estudiaron en la Muñoz Rivera.  Pero no crea que Julín Jiménez González era uno de los graduados,  Llegó allí porque estaban invitadas las maestras de la clase, entre ellas Ms. Santos y  Ms. Polanco.

Quizás alguno de nuestros lectores recuerde el año en que se tomó la foto o pueda identificar a las personas captadas por el lente en dicha ocasión.

srs

Clase graduada 1952 de la Primera Escuela Superio de Salinas Luis Muñoz Rivera

Comentando fotografías: Grupo de 5to. Grado de la Escuela Godreau en 1955

Cada parvada de estudiantes representa una generación en tránsito.  Al momento de fotos como ésta, los alumnos coinciden en un mismo lugar y tiempo, pero en conjunto, entre ellos y con otros, aunque no se encuentre simultáneamente en un mismo lugar, son coetáneos y conforman una generación.

Esta foto escrita, capta la imagen de un grupo de quinto grado de 1955, es decir, chicos y chicas entre 11 y 12 años de edad.  Nacieron en plena Segunda Guerra Mundial, por lo que se les considera los precursores de la llamada generación de los Baby Boomers, o sea, los bebés nacidos durante el aumento en la tasa de nacimientos que ocurrió al regreso de los soldados que fueron a la guerra, y hasta 1960. Luego de ese año, la tasa de natalidad comenzó a descender y las familias a reducirse, hasta llegar a menos de cinco miembros.

Usualmente se dice que los puertorriqueños de esta generación vivieron la intrincada trasformación de Puerto Rico hacia la modernización.  Muchos de ellos formaron parte de las huestes forzadas a emigrar, otros ingresaron a la fuerza laboral de la incipiente industrialización y los menos, se educaron para ir mayoritariamente a trabajar como empleados públicos. 

Hoy en día, los bebés boomer maduros pasan de 70 años de edad y están jubilados, aunque una buena parte de ellos continúa o han vuelto a trabajar. Las razones son variadas,  ya fuera porque su peritaje sigue siendo valioso para las empresas o para enfrentar la maltrecha situación económica de ellos  o de sus descendientes.

Con todo, esta primera bandada de bebés boomer se caracteriza en general por tener un espíritu libre, orientado a las causas sociales, fe en la educación y apego al trabajo.

Pulse sobre la foto para ampliarla.

Grupo de 5to Grado Esc Godreau de Salinas de 1955 001

Comentando fotografías: Clase de 1941, Escuela Superior de Salinas

En 1941 se graduó de la primera escuela superior de Salinas que fundara Stella Márquez la Decimotercera clase graduanda. La integraban un grupo de jóvenes salinenses que posteriormente se destacaron en todos los campos del trabajo en Puerto Rico.  Entre ellos hubo maestros, trabajadoras sociales, secretarias, jefes ejecutivos, enfermeras, periodistas, músicos, comerciantes, médicos e ingenieros, entre otros.

Esta foto proporcionada aparece también en el libro Salinas de Sal y azúcar (p 268) y ahí la autora, que era una de las graduadas, identifica a los que aparecen en la foto, lista que trascribimos debajo de la misma.

Agradecemos nuevamente los envíos de fotos que sirven para destacar a lo largo del tiempo a la gente de la comarca de Salinas del Abeyno.

Clase de 1941 Esc Luis Muñoz Rivera de Salinas 002

Aparecen en la foto de izquierda a derecha de abajo hacia arriba:

Primera fila en cuclillas:

Héctor Alomar; Raúl Maldonado; Pedro Serrant, Wilfredo Blanco; José A. Ortiz; Efraín Porrata; Eddie William Rivera; Humberto Nazario; Héctor Figueroa; Miguel Rivera.

Segunda fila

Profesora Hamil; Mercedes Grandoné; Emma Ortiz; Alba Vélez; América Ferrer; Rosa María Antonetti; Ligia Vázquez; Nelly Vázquez; Lilliam Ramos; Albertina Torres;  Ana Lanausse; Monserrate Mateo.

Tercera fila

José Dalmau; Guillermo Mateo; Julia Ortiz; Gloria Braña; Geisha Blanco; Carmen Ortiz; Gloria Ramos; Gudelia Colón; Ana Páez; Profesora Lucia Colón; William Carrasquillo; Antonio Ledée.

Cuarta fila

Director de la escuela Octavio Rodríguez; Héctor Hernández; Héctor Agostini; Dolores Questell; Raguelita Vázquez; Victoria Martínez; Luz Maldonado; Clementina Colón; Virginia Maceira; Altagracia Zambrana; Jorge Roche; Eduardo Meléndez.

No figuran en la foto los graduados: Marcial Torres; Noemí Roig; Natividad Godineaux; Delia Robles; Carlos Gracia; Dámaso Reyes.

Comentando fotografías : Grupo escolar de noveno grado 1954-1955

Esta foto fue tomada en Salinas entre 1954 y 1955.  Tal vez en el pasillo de la Escuela Román Baldorioty de Castro o quizás en la Escuela Luis Muñoz Rivera.  Los adolescentes captados por el lente fotográfico nacieron entre 1939 y 1941. Algunos ya no están entre nosotros pero permanecen en el recuerdo de sus familiares.

Nacieron en medio de la Segunda Guerra Mundial  y cuando Puerto Rico pujaba por transformarse en un país moderno. Fueron los precursores de los bebés de posguerra (baby-boomer),  así llamados tras la explosiva natalidad que provocó el regreso de los soldados a la vida cotidiana.  En cierto sentido, estos chicos, en su mayoría hijos de trabajadores, fueron privilegiados.  Se beneficiaron de la labor encomiable de unos maestros con escasos años de estudios, pero conscientes de la seria misión que les correspondía realizar.  Fueron los primeros beneficiaros de la política de apertura de la Universidad de Puerto Rico para los estudiantes procedentes de todas las regiones de Puerto Rico. Y sobre todo de los programas de bienestar de la niñez, implantados para reducir la alta mortalidad infantil que prevalecía en Puerto Rico.

Seguramente entre nuestros lectores habrá alguno de ellos, o familiares y amigos que puedan identificar el lugar y los chicos que figuran en esta sexagenaria foto.

srs

Grupo escolar de Salinas  1954 a 1955

El reencuentro / por Roberto López

                                                                                                                a la clase de 1975 

Yo cogí una buena siesta,

para llegar fresquito a la gran fiesta.

El compay Julio abrió con una Oración.

Y sin caer en tedio el festivo ambiente,

recordamos con amor a los queridos ausentes.

Siempre hay politiquería y aprovechando la ocasión,

Chanita se postuló para la gobernación.

Con pancartas, bombos y platillos

en lo alto de El Cerrillo,

Comenzó el vacilón.

 

 

Bailamos y nos hartamos de risa,

por recuerdos gratos que trajo la brisa.

Noche de música y una gran cena,

que al cerrar su telón me arropó la pena.

En el caudal de emociones

Olvidé mis felicitaciones.

¿El responsable?  No sé  quién.

Por eso vaya para todos este humilde parabién.

 

Sin quitar punto alguno a la verdad,

me pareció fechoría sana y sin maldad,

Cuando me tiré de hocico,

para cantar un villancico,

Al ver la hermosa Georgina.

¡Tan bella y tan fina!,

Y también a la otra,

¡Voluptuosa como una potra!

Y por si no hay segunda vez,

Ya con una soñé y por la otra me desvelé.

 

Cabe mencionar por cuestión de rutina

Y terminar con un  estribillo que tenga  rima

Que si acaso me puse grosero,

¡Échenle  la culpa al cantinero!

 

©Roberto López