Comentando fotografías: la Paper Mate / por Roberto Quiñones Rivera

En Salinas hace varias décadas atrás se estableció una industria en donde su producto final era los famosos bolígrafos “papermate” . Esa industria estaba fuera de liga en su época. Tenían trabajando a sobre 500 personas en un momento. Su paga a los empleados superaban por mucho a otras industrias localizadas en el país y los beneficios marginales eran extraordinarios. En sus fiestas de Navidad abundaban regalos como neveras estufas para rifarse entre los empleados. La fiesta era con orquestas reconocidas. Al llegar el momento de tener que cerrar , porque el gobierno no quiso construir un acceso adecuado para llegar a sus facilidades, toda aquella persona que quisiera seguir trabajando con la empresa les ofrecieron trabajo en sus facilidades en California y fueron muchos los salinenses que aprovecharon esa oportunidad. Acompaño tres fotos que se explican pos sí misma de la época de oro de la Papermate en nuestro pueblo.

Dando seguimiento a la Paper Mate encontré en mis recuerdos esta revista que circulaba a los empleados de la compañía en Santa Mónica. La joven, identificada aquí como Mercedes David, utilizando apellido esposo, es nuestra siempre bien recordada amiga Mercedes Rosado, hermana de Guillermo Rosado y de mi respetada Comadre Elsa Rosado madre del tronco de las Farmacias Pabón , Don Iván Pabón (RIP). Acompaño foto de parte del personal que laboraba en Salinas.

 

Imágenes del paso del huracán María en Salinas desde el ojo fotográfico de Norma Curet Ayala

Nos toco vivir en un universo dinámico, quizás caótico, alojados en un planeta con el cual apenas lidiamos armoniosamente, a pesar de nuestra ancestral voluntad por señorearlo.  Un planeta que guarda en sus entrañas y en su atmósfera toda la fuerza viva del universo.  Aquí estamos, incapaces de comprender nuestra fugaz existencia.   Torpes en el manejo de nuestro hábitat, al punto que amenazamos nuestra propia supervivencia.

En esta nuestra casa y nave espacial, limitada a recorrer inexorablemente por el mismo sendero estelar, ocurren eventos intensos propios de su naturaleza. A eso eventos los llamamos catástrofes naturales y como tales son inevitables, aunque somos cómplices de sus consecuencias.

Dos años atrás, el 20 de septiembre de 2017, Puerto Rico recibió el poderoso impacto  de una de esas catástrofes naturales: el huracán María.  Ese será un día que las generaciones presentes jamás podrán olvidar.  No solo por la estela de temor, destrucción y muerte que dejo a su paso, sino por la incapacidad, dejadez e irresponsabilidad que mostraron los altos ejecutivos del gobierno para atender la emergencia y administrar la recuperación del país. Ineptitud, conductas y actitudes por las que el pueblo les pasara factura a su debido tiempo.

Cientos son los testimonios e imágenes de la tragedia producidos que servirán para perpetuar la memoria histórica del paso del huracán María por Puerto Rico. De la experimentada fotógrafa Norma Curet Ayala presentamos una selección de imágenes que narran impresionantes destrozos y vivencias captadas por su ojo fotográfico en Salinas.

 

Comentando fotografías: Honra a una cepa de líderes comunitarios del ayer

Se nos olvida que somos hijos del pasado y que el presente se disipa a cada bocanada de aire imperceptiblemente.  La memoria suele ser corta y desaparece tras cada muerto desconocido.  El oficio de historiar en el seno de la comunidad amortigua el olvido pero las muerte lo traicionan, cosa que el historiador  busca superar no siempre con éxito, porque antes que él debió existir un registrador.  Tras las huellas andadas va el historiador para recolectar pedazos de pasados y montar la narración que reconstruye el extinto acontecer

Esta foto, publicada por René Santos en Facebook es un registro de la vida comunitaria del poblado Coquí en particular y de Salinas en general.  Registros como este ayudan a mitigar la pérdida de memoria, que tanto empobrece la autoestima y debilita la identidad.  Porque esa imagen es un instante tras la cual hay historias de vida, luchas comunitarias y divergencias.

Publicamos la foto con la intención de que los espectadores ayuden a describirla, a identificar las personas y a comentar lo que sepan en torno a ellas. Asimismo, donde y cuando se tomó la foto. La base para esa identificación son los nombres de Julio Famanía, Pedro Espada, Mister Colón y Arcilio Bahamonte. Es sencillo: indique la fila y la posición de izquierda a derecha que ocupa la persona en la foto.

**

gente-de-el-coqui-de-salinas

Comentando fotografías: Las graduaciones 14ta y 16ta de la Primera Escuela Superior de Salinas

En 1918, Stella Márquez Morales, una mujer de estatura diminuta, fue nombrada Superintendenta del Distrito Escolar Salinas-Santa Isabel.  Había nacido en Ponce y era bisnieta de un terrateniente español llamado  Nicolás Márquez.  Su bisabuelo se estableció inicialmente en Santa Isabel  y con el tiempo compró unas tierras en el barrio Río Jueyes de Salinas, creando una hacienda que llamó Isidora, enalteciendo así el nombre de su hija mayor.

Los comienzos de la labor de Stella Márquez como cabeza del distrito escolar fueron difíciles debido al estado de las escuelas y la educación en Salinas y Santa Isabel. La falta de profesionales naturales de la región, especialmente maestros, la motivó a luchar por el establecimiento de una escuela superior en Salinas.

Felizmente, convenció a las autoridades municipales a que financiaran totalmente la construcción y funcionamiento de la deseada escuela superior.  En 1924 se construyó el edificio que fue inaugurado en 1925 dedicado a la memoria de Luis Muñoz Rivera. La recién inaugurada escuela estaba dotada con los mejores mobiliarios e instalaciones de la época, al punto de no tener que envidiar ninguna otra escuela superior del país. Abrió contando con biblioteca, teatro y laboratorios.  Era financiada casi totalmente con fondos municipales y aunque no había la cantidad de estudiantes requerida para establecer una escuela superior, fue autoriza a funcionar como tal por el Comisionado de Instrucción de Puerto Rico.

Pero no solo logró Stella Márquez  crear una escuela superior y organizar el primer año, sino que se las ingenió para organizar el cuarto año con sólo siete estudiantes.  En un Puerto Rico que le negaba el derecho a la educación a las grandes mayorías y que estaba plagado de analfabetismo,  contra viento y marea en 1928 se realizó la primera graduación de la Escuela Superior de Salinas.  Josefa Monserrate, Julita Semidey, Nemesia Rivera, Rosaura Vázquez, Ada Martínez, Santiago Santiago y Enrique Renta, cinco chicas y dos chicos,  fueron los primeros graduados de la Escuela Superior de Salinas, hace 88 años.

En esta ocasión, Roberto Quiñones nos proporciona dos fotos sobre los graduados de las 14ta y 16ta graduaciones de la Primera Escuela Superior de Salinas. Estas fotos de las clases de 1942 y 1944 recogen los rostros de los compueblanos que en aquellos años lograban graduarse de cuarto año.  Entre ellos, quizás se encuentre el retrato de alguno de sus abuelos, padres y familiares, en el momento de graduarse de la Escuela Superior de Salinas, cuando su sede era el histórico edificio Luis Muñoz Rivera.  Nuestra Primera Escuela Superior, que ahora se llama Escuela Stella Márquez Morales, en honor a su fundadora, tiene una hermosa historia de 91 años educando compueblanos nuestros, entre los que se cuentan la mayoría de los que colaboramos en Encuentro… al Sur.

©Sergio A. Rodríguez Sosa
Bibliografía
Márquez Morales, Stella.  Memoria de mi vida profesional y la temática la historia de la Escuela Superior de Salinas. [San Juan, P.R., 1978]
 
Foto 1: Clase de 1942
Clase1942[1]
 Foto 2: Clase de 1944
 Clase 1944Fotos proporcionadas por Roberto Quiñones
Pulse dos veces sobre las fotos para ampliarlas.

Comentando fotografías: el sacristán

La sacristía es una habitación en la Iglesias cristianas donde se guardan los objetos que se utilizan en la misa.  A la persona a cargo de la sacristía se le conoce como sacristán, aunque ese término esta en desuso y pocas veces se utiliza hoy en día. El sacristán es un laico, o religioso, encargado de preparar todo lo necesario para la celebración de la misa y otros ritos eclesiásticos.  Es un asistente, voluntario o remunerado, que ayuda al sacerdote en las tareas de cuidado y limpieza de la iglesia y sus objetos. Entre esos objetos destacan hostias sin consagrar, cálices, casullas, velas, ornamentos agua, toallas  y vestimentas.

Desde agosto de 1945 hasta agosto de 1956 fue párroco de La Iglesia Monserrate de Salinas el sacerdote diocesano puertorriqueño José Torres Rodríguez.  Durante los once años que pastoreo la feligresía de Salinas varias personas ocuparon el cargo de sacristán. Entre ellos estuvo, Efraín Correa, un joven con impedimentos residente en la comunidad Coco del barrio Lapa quien fervorosamente se ocupaba de cuidar los objetos sagrados que en aquellos años poseía la centenaria parroquia. Esta foto fue tomada en 1955 en una de las puertas laterales del templo utilizando una de las noveles cámaras personales de la época.

Efraín Correo 1955 001a

Comentando fotografías: Jumbo

Juan B. Dávila, nuestro querido Jumbo. ¿Cómo olvidarnos de ti? Siempre estarás en nuestros corazones. Fuiste trabajador y servidor incansable de tu gente y de tu comunidad.  ¡Como nos hacías reír con tus ocurrencias y manera de compartir con los tuyos! Conservo tantas anécdotas que viví contigo y mis hermanos. Como aquellas cuando te sentabas en el balcón de casa y nos hacías llorar de la risa!

Recuerdo cuando pasabas a ir a ver a tu abuela, tus tíos y a tus primos siempre te quedabas un rato con nosotros en el patio conversando y haciéndonos disfrutar de tus comentarios jocosos. Te nos fuiste pronto. Pero, sabemos que estas en mejor lugar. Te extrañamos. Para ti esta humilde dedicatoria.

Charito_y_Jumbo

por Charito Ibarra

 

Comentando fotografías: Voz fotográfica de Aguirre


Photo Voice Aguirre

Seguramente ninguno de estos chicos vio la estela de humo que brotaba de las erguidas chimeneas. Ni escucharon la bocina estridente de la carioca o el chasquido de las ruedas de la locomotora en su recorrido por los rieles de acero. Tampoco percibieron el olor de la melaza hirviente ni saborearon los granos de la azúcar negras aún caliente.  Quizás nunca comieron caña 1012, ni padecieron el molestoso ardor tras los arañazos de las hojas del cañaveral.

Pero estos Jóvenes Iluminados de Aguirre tuvieron un encuentro con el pasado de su comunidad a través de las voces que las imágenes fotográficas les contaban.  Se volvieron investigadores de la historia de su comunidad y conocieron el sentido mismo de su presente, algo que inexorablemente alimentó su identidad.

Estos jóvenes salinenses del poblado Aguirre aprendieron que se puede tocar al alma desde el conocimiento y recobraron el orgullo al saberse parte de una comunidad con mucha historia que contar.  Así, una noche de verano compartieron con otros su viaje al yo colectivo y descubrieron que la mezcla gloriosa del ser es saberse parte de un pueblo que habita un hermoso ecosistema, riqueza que hay que que proteger para construir un buen presente y para disfrutar un mejor futuro.

“Gloria a las manos que ayer trabajaron…” y a las voces fotográficas que nos hablan las historias.

srs

Foto cortesía de Photo Voice Aguirre

Comentando fotografías : Casona del Siglo 19

Casa en la calle Muños Rivera foto decada de 1940 001 copyLa casa que muestra la foto fue construida a fines del siglo 19.  Era de madera con techo de cinc, levantada en socos a más de 4 pies de alto, para evitar las inundaciones.  Como era usual, poseía un balcón a lo largo de la fachada.  La foto es de la década de 1940, y aunque se desconoce el nombre del fotógrafo, fue tomada desde el balcón de la alcaldía.  Esta casa fue residencia de Antonio Semidey, uno de los fundadores del pueblo.  En la década de 1910 fue sede del Casino de Salinas, entidad a la que pertenecían como socios, las personas pudientes de la zona.  Posteriormente, la casa fue propiedad del médico Juan P. Cardona y de su esposa Concepción Benvenutti (L. Vázquez, 2000).

A finales de la década de 1950, mudaron ahí el Cuartel de la Policía de Puerto Rico, que estaba ubicado en el 2do piso de una estructura que existió en la esquina sur de las calles Monserrate y Luis Muñoz Rivera, propiedad entonces de Blas Buono y su esposa Carmela Correa. La casa albergó el Cuartel de Policía hasta que se construyó el edificio que ocupa la fuerza policiaca actualmente. Según el testimonio de algunas personas, la casa fue ocupada luego por un club y posteriormente, se demolió en los años de 1960 para construir el edificio que se levanta hoy en ese solar.

srs

Comentando fotografias: los niños de primer grado de la Escuela Palmer en 1953.

Igual da la existencia ayer que la existencia hoy.  Estas ahí, grabado en el cartón que sostiene la vida. Estarás ahí hasta que no quede un pedazo del cartón, y si la digitalizan, hasta que se apague el servidor que guarda tu binaria imagen.

Estarás porque ese retrato es a la vez, metáfora y anti metáfora.  Tu existencias es efímera, por eso, toda analogía perecerá cuando se extinga el pensamiento.

Pero mientras tanto, sigue siendo ese, aunque el caparazón que cargas hoy en nada se parezca al que cargabas ayer.  Lo bueno de esta especie es que con mayor facilidad puedo distinguirte de otros, aun cuando tu caparazón no es el mismo.  Al rato de voltear la mirada no puedo distinguir una rana de otra, ni una gaviota de otra. En cambio a ti, aunque no eres exactamente igual ahora, puedo distinguirte del resto de los rostros a punto de extinguirse, grabados en ese retrato.

Seguramente has contado los años transcurridos.  Pero los años, tal como los contamos, no dan la cantidad exacta.  En años van 60, pero en meses van 713.  Quizás en otra ocasión puedas calcular los días, si quieres.

Nada es extraño en el reloj de nuestras vidas, por eso, de qué vale decir “parece que fue ayer”. ¡Claro que no es hoy!  Sí…, fue ayer, y disfrútalo antes de que ocurra lo inevitable. Cuando ya no puedas ver el retrato de 1953.

Primer grado escuela Pazalmer de Salinas, 1953

**

Primer grado Esc. Palmer Grupo A 001

 

Texto por Sergio A. Rodríguez Sosa

Fotógrafo: Sin confirmar Guerrero

Comentando fotografías: Puerto Rico en las Nubes

Los gobiernos que ha tenido Puerto Rico durante los pasados doce años dejaron el País al borde de la bancarrota.  Ninguna de las administraciones gubernamentales pudo lidiar con el desastre financiero. Al contrario, sumieron al país en una depresión económica,  propia de una economía subvenciona e improductivas que glorifica la avasalladora dependencia y el gasto basado en empréstitos.

Ahora, los políticos niegan sus culpas y se acusan unos a otros con la esperanza de que el pueblo le siga el juego y gobernar cuatro años unos y cuatro años otros.  Eso, para seguir en la bachata de los privilegios y corrompiendo al País.  Para lograrlo y esconder sus irresponsabilidades, someten al pueblo a una campaña política perenne durante la que fabrican la próxima cara linda que nos tomará el pelo. En el ínterin, con la complicidad de ambos partidos y para salvaguardar los interese de los bonistas e instituciones financieras, decretan una salta de impuestos que elevan el costo de la vida en Puerto Rico para beneficiar los capitales ausentistas.

Quizás por eso, recientemente a la familia de Ivette González de Laporte, sobrina de Roberto Quiñones Rivera, en las enigmáticas horas del atardecer se le apareció Puerto Rico en las nubes. La foto fue tomada en algún punto del Estado de Nueva York durante una pasadía familiar.  Imploremos para que los signos en el cielo sean la señal que guíe al pueblo por los caminos de la salvación.

srs

Puerto Rico en las nubes

Comentando fotografías: Clase de 1941, Escuela Superior de Salinas

En 1941 se graduó de la primera escuela superior de Salinas que fundara Stella Márquez la Decimotercera clase graduanda. La integraban un grupo de jóvenes salinenses que posteriormente se destacaron en todos los campos del trabajo en Puerto Rico.  Entre ellos hubo maestros, trabajadoras sociales, secretarias, jefes ejecutivos, enfermeras, periodistas, músicos, comerciantes, médicos e ingenieros, entre otros.

Esta foto proporcionada aparece también en el libro Salinas de Sal y azúcar (p 268) y ahí la autora, que era una de las graduadas, identifica a los que aparecen en la foto, lista que trascribimos debajo de la misma.

Agradecemos nuevamente los envíos de fotos que sirven para destacar a lo largo del tiempo a la gente de la comarca de Salinas del Abeyno.

Clase de 1941 Esc Luis Muñoz Rivera de Salinas 002

Aparecen en la foto de izquierda a derecha de abajo hacia arriba:

Primera fila en cuclillas:

Héctor Alomar; Raúl Maldonado; Pedro Serrant, Wilfredo Blanco; José A. Ortiz; Efraín Porrata; Eddie William Rivera; Humberto Nazario; Héctor Figueroa; Miguel Rivera.

Segunda fila

Profesora Hamil; Mercedes Grandoné; Emma Ortiz; Alba Vélez; América Ferrer; Rosa María Antonetti; Ligia Vázquez; Nelly Vázquez; Lilliam Ramos; Albertina Torres;  Ana Lanausse; Monserrate Mateo.

Tercera fila

José Dalmau; Guillermo Mateo; Julia Ortiz; Gloria Braña; Geisha Blanco; Carmen Ortiz; Gloria Ramos; Gudelia Colón; Ana Páez; Profesora Lucia Colón; William Carrasquillo; Antonio Ledée.

Cuarta fila

Director de la escuela Octavio Rodríguez; Héctor Hernández; Héctor Agostini; Dolores Questell; Raguelita Vázquez; Victoria Martínez; Luz Maldonado; Clementina Colón; Virginia Maceira; Altagracia Zambrana; Jorge Roche; Eduardo Meléndez.

No figuran en la foto los graduados: Marcial Torres; Noemí Roig; Natividad Godineaux; Delia Robles; Carlos Gracia; Dámaso Reyes.