Es ahora / HLJorge

Dos sonrisas a pesar del infierno
de tanques y Kalashnikovs.
Mi piel se despereza con el sol,
sobrevuela tu cuerpo dormido;
tus ojos se abren cansados,
me refugian,
la muerte queda afuera.
Emerge la hierba pertinaz,
se impone,
saluda sorprendida,
cuánto cadáver inocente.
Hacer el amor sobre una tierra herida sin piedad,
entre tanta sangre y miembro mutilado,
bajo el gris mortal de la desesperanza.
No importa, mi amor,
es ahora,
mientras llega el proyectil que nos reservan.

Origen: Es ahora en Cosas

Salinas depende del bateo para superar a Coamo

logo-pelota-doble-a3Hasta el momento todo indica que los Peces Voladores de Salinas dependen del bateo para romper el empate en que se encuentra la serie final de la sección sur del beisbol superior doble AA.  Los lanzadores de sus rivales Maratonistas de Coamo han logrado mantener a raya a los peces que solo han podido anotar 4 carreras en los dos juegos celebrados hasta ahora.  La serie, a un máximo de siete juegos, continua el viernes 24 de junio en el Pedro Miguel Caratini de Coamo y el sábado se traslada a Salinas.

Como se sabe, en el torneo regular los Maratonistas superaron 4-1 a los Peces  Voladores en los juegos entre equipos.

Las estrategias de juego parecen estar sobre el tapete.  El dirigente coameño Jerry Santiago busca contener  el bateo de Salinas con su estelar lanzador Luis González, mientras que José Gerardo León, dirigente de Salinas, tratará de desatar una ofensiva que detenga el picheo de los maratonistas.

Presentación de la obra de Eduardo Bobrén Bisbal en Guayama

La Liga de Poetas del Sur  presentará este domingo 26 de junio dos libros del poeta Eduardo Bobrén Bisbal.  Se trata de las obras tituladas Y nos llegó el amor y Versos Breves, publicadas por el Colectivo de la Liga de Poetas del Sur.

La velada literaria de la Liga de Poetas del Sur que encabeza la líder cultural Nora Cruz, se llevará a cabo en el Centro de Bellas Artes Adolfo Porrata Doria de Guayama, a partir de la 1:00 de la tarde. 

Bobrén, nacido en Guayama se ha destacado en Puerto Rico en el mundo del teatro nacional luego de realizar estudios en ese campo en los Estados Unidos. Su destacada trayectoria en el teatro fue reconocida en 2015  cuando se le dedicó la edición 37 del Festival de Teatro del Ateneo Puertorriqueño.   Además de su extensa aportación al teatro este sureño cultiva exquisitamente el verso, los que ha plasmado en vario poemarios, una muestra de los cuales podrán disfrutar los asistentes a la actividad a la que invita la Liga de Poetas del Sur.

Exigen se apruebe proyecto para prohibir deposito y uso de cenizas de carbón

Comunicado de prensa

Organizaciones del área sur de Puerto Rico exigieron a la Legislatura la aprobación del Proyecto del Senado 340, que prohibiría el uso de cenizas de carbón o de cualquier residuo de combustión de carbón como material de relleno en proyectos de construcción o en vías, y su depósito en terrenos o en cuerpos de agua naturales o artificiales, incluyendo los vertederos del país.

Yvette González Cuascut, portavoz del Comité Pro Salud, Desarrollo y Ambiente de Tallaboa, Inc., hizo un llamado a Legisladores y Legisladoras a aprobar el proyecto por el bien de la salud de las personas. “En Peñuelas llevamos dos años en una ardua batalla contra la compañía de basura EC Waste porque esta insiste en llevar las cenizas tóxicas de carbón al vertedero y eso nos está contaminando. Ya hay un estudio que demuestra que las cenizas depositadas allí han llegado a la comunidad a través del viento y también ha llegado ese material a los patios de las casas a través de las escorrentías provenientes del vertedero. No podemos esperar más. Es el momento de que el Senado y la Cámara pongan un alto al uso de las cenizas en Puerto Rico y que la carbonera AES cumpla con no depositar sus desperdicios en nuestro suelo”, dijo González Cuascut.

Por su parte, Manolo Díaz, líder ambiental de Peñuelas, explicó que aún con la agenda cargada de la última sesión del cuatrienio, sólo falta voluntad de la Asamblea Legislativa para aprobar ahora el proyecto. “Este proyecto fue radicado por la senadora María de Lourdes Santiago (PIP), como co autor tiene al senador Cirilo Tirado (PPD) y hay unas expresiones del senador Larry Seilhamer (PNP) en el sentido de que se opone a la disposición de cenizas en Puerto Rico y que podría votar a favor del proyecto. Esperamos que ese consenso de los tres partidos se materialice en la aprobación del proyecto. Este es el momento de los Senadores y Senadoras de tomar una acción afirmativa a favor de proteger a sus constituyentes y al ambiente. El pueblo necesita que se apruebe este proyecto. Sólo falta la voluntad de hacerlo”, expresó Manolo Díaz.

El portavoz del Comité Diálogo Ambiental de Salinas, Víctor Alvarado, dijo que los legisladores tienen en sus manos la oportunidad de detener las confrontaciones que se han dado por los pasados años entre las comunidades y la carbonera AES. “Las comunidades van a seguir auto defendiéndose del intento de la carbonera AES de convertir nuestros suelos en vertederos tóxicos. Con la aprobación del P del S 340, nuestras familias tendrán paz y salud en sus pueblos. Si no se aprueba, continuará la lucha de las comunidades.

Comentando fotografías: Las graduaciones 14ta y 16ta de la Primera Escuela Superior de Salinas

En 1918, Stella Márquez Morales, una mujer de estatura diminuta, fue nombrada Superintendenta del Distrito Escolar Salinas-Santa Isabel.  Había nacido en Ponce y era bisnieta de un terrateniente español llamado  Nicolás Márquez.  Su bisabuelo se estableció inicialmente en Santa Isabel  y con el tiempo compró unas tierras en el barrio Río Jueyes de Salinas, creando una hacienda que llamó Isidora, enalteciendo así el nombre de su hija mayor.

Los comienzos de la labor de Stella Márquez como cabeza del distrito escolar fueron difíciles debido al estado de las escuelas y la educación en Salinas y Santa Isabel. La falta de profesionales naturales de la región, especialmente maestros, la motivó a luchar por el establecimiento de una escuela superior en Salinas.

Felizmente, convenció a las autoridades municipales a que financiaran totalmente la construcción y funcionamiento de la deseada escuela superior.  En 1924 se construyó el edificio que fue inaugurado en 1925 dedicado a la memoria de Luis Muñoz Rivera. La recién inaugurada escuela estaba dotada con los mejores mobiliarios e instalaciones de la época, al punto de no tener que envidiar ninguna otra escuela superior del país. Abrió contando con biblioteca, teatro y laboratorios.  Era financiada casi totalmente con fondos municipales y aunque no había la cantidad de estudiantes requerida para establecer una escuela superior, fue autoriza a funcionar como tal por el Comisionado de Instrucción de Puerto Rico.

Pero no solo logró Stella Márquez  crear una escuela superior y organizar el primer año, sino que se las ingenió para organizar el cuarto año con sólo siete estudiantes.  En un Puerto Rico que le negaba el derecho a la educación a las grandes mayorías y que estaba plagado de analfabetismo,  contra viento y marea en 1928 se realizó la primera graduación de la Escuela Superior de Salinas.  Josefa Monserrate, Julita Semidey, Nemesia Rivera, Rosaura Vázquez, Ada Martínez, Santiago Santiago y Enrique Renta, cinco chicas y dos chicos,  fueron los primeros graduados de la Escuela Superior de Salinas, hace 88 años.

En esta ocasión, Roberto Quiñones nos proporciona dos fotos sobre los graduados de las 14ta y 16ta graduaciones de la Primera Escuela Superior de Salinas. Estas fotos de las clases de 1942 y 1944 recogen los rostros de los compueblanos que en aquellos años lograban graduarse de cuarto año.  Entre ellos, quizás se encuentre el retrato de alguno de sus abuelos, padres y familiares, en el momento de graduarse de la Escuela Superior de Salinas, cuando su sede era el histórico edificio Luis Muñoz Rivera.  Nuestra Primera Escuela Superior, que ahora se llama Escuela Stella Márquez Morales, en honor a su fundadora, tiene una hermosa historia de 91 años educando compueblanos nuestros, entre los que se cuentan la mayoría de los que colaboramos en Encuentro… al Sur.

©Sergio A. Rodríguez Sosa
Bibliografía
Márquez Morales, Stella.  Memoria de mi vida profesional y la temática la historia de la Escuela Superior de Salinas. [San Juan, P.R., 1978]
 
Foto 1: Clase de 1942
Clase1942[1]
 Foto 2: Clase de 1944
 Clase 1944Fotos proporcionadas por Roberto Quiñones
Pulse dos veces sobre las fotos para ampliarlas.

Orlando / por Rima Brusi

Opinión

Es el nombre de la ciudad donde ocurrió la masacre. No es el nombre de una de las víctimas, pero pudiera haberlo sido, porque éstas eran en su mayoría hombres, y en su mayoría latinas. Puertorriqueñas, de hecho.

Terminé con otra cosa, pero originalmente llegué aquí, a la ventanita del bló, pensando en escribir algo sobre los discursos contrastantes que usan la derecha y la “izquierda” acá en Estados Unidos para hablar de la tragedia.

De una parte borran el hecho de que tanto el espacio elegido por el atacante como los muertos y los heridos por él pertenecían a la comunidad LGBTTQ; nos recuerdan que no son las pistolas las que matan gente, sino las personas que las usan para ese propósito; y utilizan la ascendencia afgana del asesino, y sus múltiples referencias a distintas facciones (a veces incompatibles) del fundamentalismo militante islámico, para establecer que el asunto se trata simplemente de un acto terrorista equivalente a 9/11, o a los recientes ataques en Europa.

De la otra parte encontramos la denuncia tristemente–y creo que apropiadamente–repetida de lo fácil que resulta comprar armas claramente diseñadas no para para cazar animales sino para asesinar humanos masivamente; la anotación de que el espacio elegido por el asesino no es neutral sino indicativo de un crimen de odio; y, por parte de algunos pero no todos los sectores, el señalamiento de que en casos como este usamos etiquetas como “terrorismo”, “crimen de odio” y “locura” de manera diferencial y atada a la identidad étnica del asesino.

Mi ubicación en el espectro de esos discursos debe ser a estas alturas más o menos obvia para los lectores habituales de este sitio. No descarto la posibilidad de la radicalización o auto-radicalización de este individuo, de nombre Omar. (Otro nombre que podría muy bien ser nuestro.)

Después de todo, las ideologías fundamentalistas son particularmente atractivas para aquellos que están llenos de odio, y estar obsesionado con ISIL (o con cualquiera de los grupos que parecía gustarle mencionar) no es incompatible con la homofobia, todo lo contrario. Es tan compatible con la homofobia como lo es el cristianismo fundamentalista que se ha apoderado de nuestra propia isla.

Sí me parece curiosa, dolorosamente curiosa, la ironía de que el mismo país que hasta hace muy poco no le permitía a sus ciudadanos la libertad de matrimoniarse con quien les diera la gana sí permita que las compañías que fabrican “rifles de asalto” anden mercadeándolos y vendiéndolos por la libre, sus cabilderos encamados con los legisladores americanos (con esos affairs del bolsillo, no del corazón, nadie se mete), a pesar de que se usan una y otra vez para masacres cuyo estilo y estampa son únicas en el mundo desarrollado.

La libertad de amar o manifestar la sexualidad propia está siempre en entredicho, pero la libertad para comprar un arma que claramente no está diseñada para apuntarle a los venaditos es sagrada, constitucional, intocable.

Pensando en estas cosas estaba según iba leyendo noticias y ensayos sobre este asunto cuando empezaron a aparecer los nombres y las caras de los muertos y los heridos. Y entonces la pena se me metió en los huesos de una manera distinta y más personal. Porque es que como puertorriqueña viviendo en Estados Unidos (soy una de las que se mudó, pero ojo, #nomehequitado) los reconocí.

Esta sensación tal vez no es políticamente correcta, tal vez es hasta racista, qué se yo, pero la sentí y aquí está. Sus rostros, los de las víctimas, los de los heridos, me resultaron familiares a pesar de no conocer personalmente a ninguno de ellos.

¿Cómo describir la sensación? Quiero decir que se me parecieron a nosotros, que eran de algún modo míos, que después de estar viviendo acá cinco años y viendo tanta gente distinta, tenían un cierto trasunto físico que me sobrecogió.

Y creo que esa sensación de pertenencia, de conexión, no se debía solamente a sus rostros, a sus rasgos. Creo que hay algo más. Estas personas habían emigrado, como lo hicimos mi familia y yo, a Estados Unidos en busca de ciertas oportunidades. Y–esto es importante–estaban allí esa noche haciendo comunidad.

Porque los clubes “gay” son, como escribió alguien aquí, no solamente espacios para divertirse o buscar pareja; son mucho más que eso. Son espacios seguros, espacios donde dejar atrás la máscara opresora y cotidiana, espacios para buscar, crear y reafirmar comunidad.

Los heterosexuales y cisgénero tenemos tantos espacios disponibles para encontrarnos, reconocernos y querernos que a veces pasamos por alto el rol de “la discoteca gay” en la vida de nuestros hermanos y hermanas LGBTTQ. En estos lugares a veces comienza un romance o una amistad que dura toda la vida; en estos lugares se forjan a veces lo que Rolón llamó “la familia-otra” en un libro reciente.

Las noticias iniciales me habían conmovido, me habían indignado, me habían entristecido. Pero fue cuando vi caras y nombres que sentí esta tristeza distinta, eso que llaman duelo. Porque esos muchachos eran y son mis hermanos, y los asesinaron e hirieron justo cuando se embarcaban, como lo hice yo, en la próxima etapa, en la próxima aventura de sus vidas; los mataron justo cuando estaban haciendo comunidad en su nuevo hábitat; los mató el odio, la intolerancia, la falta de voluntad política, los fundamentalismos variopintos.

En más de una ocasión me han preguntado, sin maldad pero con cierta malicia, porqué me involucro en activismo LGBTTQ, si vivo casada con y enamorada de un hombre y mi identidad de género coincide con el aparato sexual con que nací. Creo que lo que pasó en Orlando es parte de la respuesta a esa preguntas. Es que el momento es claro: todas tenemos que ser activistas, en mayor o menor medida, y trabajar hacia la igualdad de género, orientación, identidad.

Aquí no hay neutralidad posible. Aquí no se puede rezar por las víctimas mientras juzgas su “estilo de vida”. Aquí no se puede “amar a pesar de”. Aquí no se puede “tolerar”, o contar con la invisibilización del otro. Aquí hay que amar, unir, y actuar. Ahora.

Rima BrusiRima Brusi es antropóloga cultural, escritora y profesora universitaria residente en los Estados Unidos.  Ademas de  investigación académica y comunitaria en las áreas de etnografía, historia de vida, desigualdad, educación, y espacio/lugar culltiva la escritura creativa para examinar eventos cotidianos en su blog, Parpadeando. Su más reciente libro, publicado en verano de 2011 por la Editorial Educativa Emergente, es un texto de ensayo y narrativa breve titulado Mi Tecato Favorito y otras Crónicas de la Cotidianidad Puertorriqueña..

Fuente: Parpadeando

Oficial la delimitación de la Reserva Natural Planadas-Yeyesa

Comunicado de prensa

mapa Reserva Planada YeyesaSu designación y delimitación tomó en consideración los atributos geográficos, ecológicos biológicos y culturales del área

La Reserva Natural Planadas-Yeyesa, que sitúa entre Cayey y Salinas, cuenta al fin con una delimitación oficial tras la reciente aprobación del gobernador Alejandro García Padilla, que precisa sus límites como una de las áreas naturales protegidas más grandes de Puerto Rico y de gran importancia para los acuíferos del sur, las especies y los recursos culturales.

Así lo informaron hoy el presidente de la Junta de Planificación (JP), Luis García Pelatti; la secretaria del Departamento de Recursos Naturales Ambientales (DRNA), Carmen R. Guerrero Pérez; el director ejecutivo del Instituto de Cultura Puertorriqueña (ICP), Jorge Irizarry Vizcarrondo; y el portavoz del Comité en Defensa del Cerro Planadas y Áreas Adyacentes, Pablo Martínez, en representación de la comunidad que impulsó la protección de esa área.

La designación de esta reserva natural se estableció mediante la aprobación de la Ley número 192 de 2007 por sus atributos geográficos, ecológicos biológicos y culturales.  Sin embargo, no se habían definido hasta ahora la delimitación oficial y su plan sectorial, lo cual se hizo tras el trabajo conjunto de las agencias y la comunidad, detallaron.

La reserva natural se denominó Planadas y Yeyesa porque obedece a los nombres de los dos grandes cerros: Planadas y Yeyesa, ambos de una elevación aproximada de 780 metros sobre el nivel del mar.  La Reserva Natural Planadas-Yeyesa cuenta con un área superficial de 2,529.58 cuerdas aproximadamente, de las cuales 1,572.67 cuerdas ubican en los límites del municipio de Cayey y 916.92 cuerdas en el de Salinas.

Sus límites discurren de norte a noroeste en los barrios Pasto Viejo de Cayey, que colinda con los barrios Cuyón y Sierra del municipio de Aibonito.  En Cayey, la delimitación cubre los sectores Planadas y Joya Fría del barrio Pasto Viejo, el sector Cubana y Calambreñas del barrio Cercadillo y la parte suroeste del barrio Lapa. En el municipio de Salinas se incluye el sector Yeyesa y el sector inmediato a Las Piedras del Collao (Tetas del Cayey) del barrio Lapa, ya declaradas reserva natural en virtud de la Ley Número 283 del 2000.

Con una formación de origen volcánico, cuevas y densa cobertura forestal, la reserva tiene manantiales que los pobladores llamaban “pozos”, los cuales fueron utilizados para obtener agua potable y en la actualidad representan un valioso recurso de agua para la flora, la fauna silvestre y los visitantes de la reserva natural.

“La adopción del Límite y Plan Sectorial de la Reserva Natural Planadas-Yeyesa, ubicada entre los municipios de Cayey y Salinas, representa un logro sin precedentes para el pueblo de Puerto Rico por sus atributos ecológicos, históricos culturales y arqueológicos”, expresó el presidente de la JP.

García Pelatti también destacó que dentro de la delimitación del Plan Sectorial de la reserva se identificaron 100 terrazas de piedras que han servido como áreas de cultivo en algunas laderas, dos lugares ceremoniales y un “basurero o conchero utilizado por los indígenas con propósitos comerciales, según identificado por los arqueólogos.  Además, se pudo observar que su medio de transportación terrestre eran caminos reales que los conectan con la costa y la montaña, los cuales existen en la actualidad.  Planadas-Yeyesa conjuga elementos de muy alto valor arqueológico, agrícola, y ecológico en un contexto de singular belleza de paisaje”.

La titular del DRNA señaló que “la conservación del área ahora delimitada como la Reserva Natural Planadas-Yeyesa constituye una acción importante para proteger los tributarios del río Nigüa que abastecen al acuífero de Salinas”.

La planificadora señaló que esta reserva natural sirve también como laboratorio de investigación de ecología, arqueología, ciencias ambientales, etnografía, y arquitectura vernácula.  Tiene una gran diversidad de fauna tanto endémica como nativa, debido a la diversidad de ecosistemas terrestres y acuáticos.  Estudios han constatado la presencia de un total de 33 especies de aves al igual que especies de mamíferos y reptiles, como la boa puertorriqueña.  De las 17 especies de aves endémicas de Puerto Rico, 11 se encuentran en la Reserva Natural Planadas-Yeyesa; entre ellas se encuentra: el jilguero de Puerto Rico y la calandria, que fueron las últimas especies incluidas en la lista de especies de aves endémicas de Puerto Rico.  Un 59 por ciento de las especies de aves identificadas son nativas, el 37 por ciento son endémicas y solamente un 4 por ciento son especies exóticas.  Por su parte, en su flora se reconocen cerca de 200 especies de árboles, arbustos, herbáceas y enredaderas a través de bosques en distintas etapas de madurez y desarrollados sobre los rasgos de montaña que distinguen la zona.  Los rasgos topográficos incluyen cimas o “cuchillas”, laderas de variables pendientes, hondonadas, y valles de ríos; estos rasgos establecen la pauta fundamental que distingue al paisaje y a los patrones florísticos afines a cada rasgo. Entre su doble centenar de especies de flora, reconocemos 7 autóctonas o endémicas de Puerto Rico.   Todavía queda mucho por investigar en esta Reserva Natural, incluyendo el tipo de hábitat el cual prometería encontrarse el coquí dorado, especie que hoy día se presume extinta.

La secretaria destacó: “Hoy celebramos este espacio natural protegido que representa un banco de especies de fauna endémica importante para la preservación de especies de Puerto Rico.  A su vez, representa un extraordinario potencial para el desarrollo del ecoturismo y el turismo cultural a través de una extensa red de veredas que conectan nuestra Cordillera Central con la costa”.paisaje de la reserva (2)

En cuanto al valor arqueológico, se estima que durante casi 800 años, el área fue habitada por tres grupos culturales indígenas: igneri, pretaíno y el taíno.  Se han identificado más de 10 sitios asociados a los grupos indígenas que vivieron entre los años 400 DC. – 1,500 DC. hasta en el momento de contacto con los europeos.  Se han identificado aproximadamente 100 terrazas de piedra en algunas laderas, dos lugares ceremoniales, un camino real usado por los indígenas y un basurero o conchero, como denominan los arqueólogos a los lugares que usaban los indígenas para sus actividades comerciales con sus homólogos del litoral costero.

Numerosas viviendas de madera en ruinas y tormenteras evidencian la arquitectura campesina, así como las terrazas de cultivo, que no solían usarse en Puerto Rico y que son objeto de teorías que buscan desenmarañar el misterio de los muros de piedra y gravilla que al parecer se usaban para filtrar el agua.

El director ejecutivo del ICP manifestó sobre el lugar que “estos importantes yacimientos son documentación real de la forma de vida de las sociedades indígenas y campesinas que se asentaron en el área.  Con esta designación, protegemos este espacio de tanto valor arqueológico para futuras generaciones.  Nos alegra que el plan de comanejo incluya participación de la comunidad, así promovemos el sentido de orgullo y compromiso con nuestros reservas”.

Por su parte, Martínez recordó que “hace unos 20 años comencé junto a otras personas el mensaje de concienciación sobre el incalculable valor de este lugar por sus atractivos naturales y la necesidad de proteger la historia que guarda sobre nuestros orígenes en cada uno de sus caminos, petroglifos, casas campesinas, tormenteras, y las terrazas de cultivo.  Todo en esta reserva natural tiene algo que relatarnos de nosotros y de dónde venimos”.

 

Lo que podría estar causando el aumento de enfermedades

El ojo humano no los detecta y se esconden en algunos productos de cosmética, envoltorios de plástico y alimentos. Los llamados ‘disruptores endocrinos’ interfieren en el sistema hormonal y pueden dañar la salud de humanos y otros animales. La ciencia recoge las primeras evidencias de este problema para el que la Comisión Europea propone ahora criterios científicos, con años de retraso.

Se pueden esconder en el plástico de las botellas de agua y de ciertos recipientes. También en ciertos pesticidas, perfumes y cremas cosméticas. Ollas, sartenes y paellas son otros de sus refugios. Son sospechosos de dañar la salud humana, pero hasta ahora la Comisión Europea (CE) no había publicado los criterios científicos para regular los disruptores endocrinos, considerados por la Organización Mundial de la Salud (OMS) como una amenaza global a la salud pública.

Alrededor de unos 800 compuestos químicos son sospechosos de alterar el sistema endocrino, según un informe de 2012 de la Organización Mundial de la Salud (OMS). Sin embargo solo se han podido observar los efectos de una pequeña parte de ellos y todavía hay muchos interrogantes, como si afectan o no a la pubertad adelantada. Diversos estudios apuntan a que podrían contribuir al aumento de ciertos tipos de cáncer, sobre todo a aquellos tumores que conciernen a las hormonas: pecho, ovario, próstata, testículos y tiroides.

La lista de posibles patologías relacionadas es extensa, e incluye la obesidad, la diabetes, los problemas tiroideos, el asma infantil, la pérdida de fertilidad, complicaciones en el desarrollo de los niños y daños en el sistema inmunitario y neuronal.

En España, Maribel Casas, investigadora del Centro de Investigación en Epidemiología Ambiental (CREAL), analiza los efectos de los disruptores endocrinos sobre la salud infantil a través de HELIX y el proyecto nacional INMA. La experta señala que no estamos expuestos a una única sustancia que altera nuestro organismo sino a un ‘cóctel químico’ de diferentes disruptores endocrinos que pueden afectar de manera distinta a cada persona.

“Los niños son más vulnerables porque no pueden detoxificar al mismo nivel que los adultos y sus órganos están en desarrollo -contextualiza-. Además, tienen más tiempo para desarrollar una enfermedad”.

Disruptores

Fuente SINC

José Antonio Peñas
Núria Jar
Licencia: Creative Commons

 

Desnuda

Soneto

 

Se desnuda en la alcoba, todo aquello
vestido de moral y de decencia,
aquello que del dogma trae el sello,
es tan solo una inútil apariencia.

Trae luz el espejo, en un destello,
una vana ilusión ayer ausencia,
un instante fugaz, lo que fue bello,
notar y no tener de ello presencia.

Rozar sin alcanzar jamás el cielo,
sin tener en la manos esa esencia,
ese aroma fugaz que trae el velo.

Se desnudó en la alcoba la inocencia,
que vestía de largo terciopelo,
la vanal falsedad de la existencia.

13/6/16 j.ll.folch

Licencia Creative Commons
Desnuda por j.ll.folch se distribuye bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial-SinDerivar 4.0 Internacional.