Los Primeros 100 Días en Salinas

Los Cien Días de Karilyn Bonilla

Ciertamente, 100 días no es tiempo suficiente para evaluar la ejecutoria  de un funcionario electo.  Si bien es cierto que no es tiempo suficiente para presentar resultados concretos a situaciones complejas, 100 días son suficientes para vislumbrar si el funcionario tiene metas claras y es capaz de llegar a ellas.  Como diría Juan del Pueblo, en 100 días se sabe el rumbo que sigue el timonero como de la pata que cojea.   A esas alturas la gente percibe si existe un plan de acción o se está dando tumbos, si se ha conformado un equipo de trabajo o se está improvisando. En fin, en cien días se sabe si el funcionario es capaz de sembrar confianza y optimismo entre sus constituyentes. Es decir, si la gente siente que reina un ambiente de cambio y están convencido que los guía un líder capacitado para llevar a cabo exitosamente la encomienda gubernamental.

karilyn-bonilla-3A la alcaldesa Karilyn Bonilla, quien ha demostrado que conoce cuáles son los problemas de Salinas, hay que reconocerle que en estos primeros cien días ha generado optimismo entre los salinenses.  La gente percibe que hay una gestión planificada y seria en sus lineamientos generales.  La articulación de mensajes claros sobre las situaciones fiscales heredadas, sin que suene a excusas para no atender situaciones de interés público, le ha imprimido un carácter de sinceridad y de franqueza a su gestión municipal.

El control financiero como medida de garantizar los servicios esenciales y la firme actitud de fijar responsabilidades en los foros correspondientes. se miran como acciones razonables y convenientes para evitar el colapso del municipio.  Y no es para menos- Según informes del gobierno municipal, los hallazgos de la auditoría interna realizada tras la transición, revelan un supuesto patrón de uso indebido de fondos con visos de malversación.

El  anuncio del establecimiento de una política pública con incentivos municipales para fomentar la inversión, para la creación o ampliación de empresas, abona a que la ciudadanía, aunque con cierta timidez,  considere que  por primera vez en muchos años se formulan medidas concretas para atender el crónico desempleo que por décadas prevalece en Salinas.  Lo que aún queda en el tintero son los proyectos de infraestructura y de reordenamiento territorial del sector La Playa, un factor esencial para el desarrollo económico de Salinas, particularmente en el sector turístico.

A la alcaldesa le favorece su experiencia de trabajo en el gabinete del gobierno central.  Ahí ganó una visión integral de la importancia de coordinar esfuerzos y políticas públicas con otros niveles gubernamentales, para lograr alianzas y proyectos en conjunto, en asuntos como el manejo de los recursos naturales, la mitigación de inundaciones, el desarrollo económico sustentable, la rehabilitación de proyectos agrícolas, la protección del ambiente, la prevención de enfermedades y la seguridad pública.  En estos niveles se impone la prudencia en la contratación de asesores procedentes del mundo político, porque esquilman el presupuesto  municipal, no producen nada y constituyen un escándalo, como fue el caso de Toa Baja.

Pero ciertamente la gestión que mayor simpatía ha generado en estos primeros 100 días es el restablecimiento de una abarcadora política pública deportiva, para involucrar a niños y jóvenes en una variedad de disciplinas  deportivas.  La reconciliación del municipio con grupos que promueven el deporte junto al apoyo a ligas y equipos de beisbol  ha comenzando a disipar  el resentimiento del liderato deportivo con las autoridades municipales.  Sin embargo, la concertación con otras manifestaciones artísticas y culturales no ha recibido igual relieve en la política comunicacional del municipio.

La pregunta obligada es, ¿por cuánto tiempo Karilyn Bonilla podrá mantener ese nivel de aceptación en la percepción generalizada de los salinenses?  Eso dependerá de muchos factores. Lo que sí es cierto que la nueva alcaldesa de Salinas tiene ganas de trabajar, conoce las limitaciones y fortalezas que marcan el entorno de su gestión, y como salinense, procedente de familias trabajadoras por ambos costados, cuenta con la ventaja de que tiene empatía con las necesidades de superación de la mayoría del pueblo.

srs

4 pensamientos en “Los Primeros 100 Días en Salinas

  1. Esto de los 100 días me recuerda La Parábola de los Talentos en Mateo 25: 14-30. Algunos cumplen sus 100 días logrando lo que propusieron en sus agendas. A otros, les llego sus 100 días y aunque duro, se logro parte de lo propuesto y planificado. Existen otros que, sabiendo que le iban a llegar sus 100 días, no lograron nada. Así son las cosas y las situaciones en la Viña del Señor.

    Sugerencia a los líderes del pueblo:

    1. Aprendan de los errores y conductas de los líderes pasados y escriban un plan de acción para que no vuelva a repetirse (especialmente a su administración).

    2. Propongan grupos de enfoque en cada área del pueblo y sus vecindarios para discutir los problemas más serios. Que el pueblo los coloque en el orden de prioridad que ellos crean. Dependiendo de cuantas comunidades y vecindarios tenga el pueblo, escojan los cinco problemas que más importancia y necesidad tengan. Escuchen más al pueblo e invítenlos a sus reuniones legislativas.

    3. Destaquen esos buenos talentos y destrezas que tienen desde la Honorable Alcaldesa, sus asesores, sus legisladores, su gabinete y jefes de agencias para el progreso del pueblo. Aprovechen estos cuatro años, trabájenlos duro, sin quejarse de lo que paso. Trabajen con los recursos que tengan, aunque sean pocos. Lo que no sirva o sea ineficiente, deséchelo.

    Y por último, NO pierdan el tiempo en “sacarle los trapitos al sol” a la pasada administración. Lo que paso ya paso y no hay control de ello. No den pasos pa’ tras (ni pa’ coger impulso). Aprovechen el tiempo que cuatro años se van volando.

    Me gusta

  2. Y como le dije al presidente de la Legislatura Municipal, y lo hice público en un Comunicado de Prensa reciente, le doy la bienvenida a cualquier investigación sobre los malos manejos de la pasada administración.

    La alcaldesa ha hecho muy bien, como les sugerí siempre ha varias personas allegadas a su campaña, en sacar a la luz pública todo lo que ha encontrado ya estando en la alcaldía. Muy bien por ella.

    Me gusta

  3. Ciertamente la Asamblea Legislativa y la Alcaldesa deben ponderar el asunto planteado por el Legislador del PIP y clarificarlo. De ser ciertas las alegaciones no hay porque chispotear la imagen política del actual gobierno municipal con las acciones inmorales de los antecesores en los cargos.

    Me gusta

  4. Como salinense, y luego como Legislador Municipal, he tenido la oportunidad de dialogar con la alcaldesa Karilyn Bonilla (antes y después de las elecciones). Me parece que la alcaldesa tiene muy buenas intenciones de poner al día nuestro municipio, luego de 8 años de desastre en manos del peor alcalde que ha tenido Salinas. Por lo tanto, pero que Rodríguez Mateo no puede ser. Por otro lado, me parece que la alcaldesa ha hecho muy buenos nombramientos en las posiciones a dirigir y supervisar las agencias. Conozco personalmente a alguno de ellos o ellas, y se que hasta este momento tienen dos cosas importante: son salinenses y tienen el ánimo para realizar cosas positivas para nuestro pueblo.

    Por otro lado, la Legislatura Municipal también está realizando su trabajo. Mientras mantenga bien claro lo establecido por su presidente, Hon. Tomas Cartagena Mateo, en el sentido de que ellos van a evaluar todo lo que se proponga por parte de la administración y que no serán un sello de goma, creo que se pueden realizar un buen trabajo.

    Hasta ahora a la alcaldesa sólo tuve que señalarle el proceso de establecer órdenes ejecutivas que, aunque muestran la realidad fiscal crítica del municipio, no podemos establecer precedentes tan temprano en el cuatrenio de pasarle por encima a las leyes, sólo porque el municipio esta mal económicamente. Una Orden Ejecutiva no puede cambiar una Ley, independientemente si un asesor legal dice que sí. En eso hay que tener precaución.

    En enero de este año, sometí una Ordenanza que busca derogar la Ordenanza Núm. 22 Serie 2008-2009, la cual autorizó en el 2009 un aumento de sueldo al ex alcalde Carlos Rodríguez Mateo. Ese proceso fue ilegal y la Legislatura Municipal debe consultar la posibilidad de que el dinero devengado ilegalmente a partir del 1 de julio de 2009, sea devuelto por el anterior alcalde. El problema es que la actual Legislatura Municipal ni siquiera ha querido ver la Ordenanza que presenté. Hay que preguntarle al presidente de la Legislatura Municipal y a la Alcaldesa que pasos tomarán con ese aumento de sueldo ilegal, porque incluso parte del sueldo actual de la alcaldesa proviene de esa Ordenanza ilegal.

    Como he expresado públicamente, le estamos dando el espacio a la alcaldesa para que establezca su trabajo. Ya hemos hecho algo en conjunto, como la Ordenanza aprobada para prohibir el uso de las cenizas de carbón en Salinas. Esa Ordenanza la redactamos legisladores municipales del PIP, se dialogó y discutió con la Legislatura Municipal, la aprobó unánimemente la Legislatura y la alcaldesa la firmó. Eso es un ejemplo de como podemos trabajar en el resto del cuatrienio. Como le dije a la alcaldesa antes de las elecciones…. Después de las elecciones todos somos salinenses y estamos llamados a trabajar juntos por levantar a Salinas.

    Me gusta

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s