Las barriadas del casco urbano de Salinas / Dante A. Rodríguez Sosa

Considero prudente aclarar algunas dudas sobre los nombres de las barriadas ubicadas en la zona más antigua del casco urbano de Salinas. Antes de construirse las barriadas, el casco urbano lo formaban la zona de la plaza pública, el Patio Ortiz, Talas Viejas, el Pueblito y el Campito. Puede decirse que todas las casas y casuchas  estaban en torno a la calle Monserrate, la calle de Cayey, la calle de Ponce, la Calle de Guayama y la calle de la carnicería, que seguía para La Playa. Eso no quiere decir que donde luego se establecieron esas barriadas no hubiera una que otra casa.

La barriada que luego se llamó Ciudad Perdida como resultado de una serie de episodios que se exhibieron en el Cine Luri, de Paravissini, surge en los años 1920.  La serie se llamaba The Lost City. Puede constatarse fácilmente en Hollywood, por Internet. Fue un reparto de solares, y entre las personas que recibieron solares están: Epifanio Rivera (Fano el de la Funeraria, papá de José Irán); Pedrito Collazo, el de Valdejully; Juan Ramos, el papá de Efrin; Pablito López, el papá de Wico; Maximina Rivera, la abuela de Roberto Quiñones; Pablo Rivera, que tenía dos solares y dos familias en la misma calle; Mister Restituto Santiago, nieto de María de la Paz e hijo de Petronila, hermana de Gregorio, el abuelo de Tilita Sosa; Don Gerónimo Cintrón, el Quincallero; Don Lalo Rojas; Doña Zoila, mamá de los hermanos Cruz y abuela de Rumildo y Rolando; Tulio Mattei y Pepe Melero. La mayoría de esas personas era unionistas y posteriormente fueron fundadores del Partido Popular.

La Barriada Nueva fue posterior, presumo que de la década de 1930. Es la que está al oeste de la calle Miguel Ten, frente a la Escuela Godreau y que sigue al sur a lo largo de la calle Unión virando a la izquierda por la calle Palmer y siguiendo por la llamada calle de Guayama. El tramo de la calle Unión desde la calle Palmer hacia Guayama se construyó cuando se repartieron los solares de la Barriada Nueva. A esta barriada se le cambió el nombre a Barriada Vieja cuando se inauguró el Caserío o Barriada Francisco Modesto Cintrón. Quien se lo cambió fue la gente, para evitar la confusión entre los dos sectores. Yo me refiero así al sector todavía. El nombre de Sierra Brava es de finales de la década del 1960. Ese nombre se lo dio Telesforo Figueroa, refiriéndose a una serie de televisión que se transmitía para los años 1960, que se relacionaba con un pueblo del oeste americano con una turba de problemas.

Entre los moradores originales de la Barriada Nueva, o Vieja, se mencionan a Juan San Miguel; Juan López, el de La Españolita; Don Vicente Rodríguez, papá de Russell Rodríguez; Segundo Díaz; Calolo, por vía de su esposa; Miguel Vázquez; la mamá de Aníbal Espada; Julián Batista, el primer electricista de Salinas que fue el que puso el alumbrado público; Doña Sasa; Garayua, la hermana de Victoria Mateo. Curiosamente le dieron parcelas a la familia de las Sotos; Diosdado Dones, nieto de María de la Paz Santiago, madre ésta de Petronila Santiago, hermana de Gregorio, llamado Goyo Paz; el papá de Neftalí Rodríguez; Pepe Brigantti; Pepe Candelario, el papá de mi madrina Iris Candelario, Ada Semidey; Violeta Santiago, esposa de Víctor Camilo, mi otra madrina; Don Temo y Doña Elisa; Onelia Pérez; Vicente (Titito Ferrer); la mamá de Nino Dávila, El Negrito; a Miguel Cruz por vía de Luz, la del Correo; ‘estos y otros más de extracción coalicionista republicana.

Sería interesante ver cómo se hizo el reparto, pero todo apunta a que hubo un arreglo de intereses con la llegada del P.P.D. al escenario político. Como puede verse, ayer y hoy los repartos de parcelas y solares reflejan el momento político prevaleciente.

Dante A. Rodríguez Sosa